Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

PP valenciano no pedirá al Gobierno que reforme la ley del indulto para que no se conceda a condenados por corrupción

Los 'populares' se muestran "convencidos de que el Gobierno la incluirá en la reforma del código penal"
El PP ha rechazado una proposición no de ley del PSPV y una enmienda de Compromís para instar al Consell a dirigirse al Gobierno central y reclamarle que modifique la ley de 1870 de reglas para el ejercicio de la gracia del indulto, a fin de que no se pueda conceder en casos relacionados con la corrupción, ni con delitos contra la Hacienda Pública y la Seguridad Social. Asimismo, piden que, mientras se aprueba la reforma legislativa, no se conceda ningún tipo de indulto.
La diputada del PP Pilar Sol ha argumentado el rechazo a esta iniciativa porque están "convencidos de que el Gobierno la incluirá en la reforma del Código Penal". Además, ha apelado a la "responsabilidad" del Ejecutivo de Mariano Rajoy en la concesión de esta prerrogativa.
Asimismo, ha advertido que desde el PP "mantenemos una posición inequívoca contra la corrupción" y que "nadie pretenda que con la presentación, debate y deliberación de esta iniciativa, lanzar la idea de que el PP apoya a los corruptos".
Pilar Sol, a continuación, se ha mostrado a favor de trabajar para mejorar el texto legal y ha querido "dejar abierto el debate" para "trabajar conjuntamente para que la gracia del indulto no se conceda en los casos de corrupción dentro de la reforma del Código Penal que está actualmente en fase de tramitación".
"UTOPÍA"
Durante su discurso, la diputada del PP también ha confesado que "no otorgaría el indulto a ningún condenado por corrupción". Sin embargo, ha apuntado que no le "desagradaría tanto" que en el caso de una futura condena, "el Gobierno tuviera que deliberar sobre un indulto por el sólo hecho de valorar que condenados por los ERE de Andalucía devolvieran lo defraudado; o si el dinero malversado por las preferentes se devolviese; o que se devolviese el dinero defraudado en los casos de cooperación". "Esto es prácticamente una utopía pero seguro que los ciudadanos afectados se pondrían muy contentos", ha apostillado.
La diputada socialista Verónica López ha cuestionado la vigencia de una ley sobre el indulto que data de 1870 y que se ha aplicado en los últimos años y en diferentes gobiernos en casos en los que se evidencia lo "irreal" de esta norma en la actualidad.
"Esta tolerancia sobre la corrupción es, entre otros factores, lo que hace que los ciudadanos no confíen en los políticos", ha dicho López, quien ha señalado que "lo primero es no llevarse el dinero que no es de uno mismo, y si se lo lleva y lo pillan, lo que debe hacer es callarse y aguantar. En la teoría parece fácil, pero en la práctica no lo es", por lo que "es necesario atajar la corrupción con medidas reales", ha remarcado.
Compromís ha presentado una enmienda que ampliaba la iniciativa del PSPV de rechazar indultos a condenados por corrupción a aquellos con delitos contra la Hacienda Pública o la Seguridad Social. En este sentido, la portavoz adjunta de la coalición, Mónica Oltra, ha señalado que sólo haciendo alusión a casos de corrupción "se podría indultar" al expresidente de la Diputación de Castellón Carlos Fabra, condenado por delito contra la Hacienda Pública. "Como saben, a Al Capone se le cogió por delitos de evasión de impuestos", ha apuntado.
Del mismo modo, Mónica Oltra ha señalado la urgencia de "poner límite y garantías" a la concesión del indulto porque "cada vez que hay cambio de gobierno, hay fiesta de indultos para los amigos que no tiraron de la manta".
Por su parte, el portavoz adjunto de EUPV, Ignacio Blanco se ha mostrado de acuerdo tanto con la resolución del PSPV, como con la enmienda posterior de Compromís que la ampliaba. Asimismo, ha aprovechado para recordar "casos de escándalo en la aplicación de una figura propia de la monarquía absolutista, como la otorgada a banqueros, a Barrionuevo y Vera, a militares condenados por el accidente del Yak-42".