Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Parlamento andaluz convalida el decreto-ley que permite a directivos de RTVA mantener su sueldo

Jiménez Barrios pide "voluntad de entendimiento" y "esfuerzo negociador" para alcanzar un acuerdo antes de septiembre
El Parlamento andaluz ha convalidado este martes, con los votos de PSOE-A e IULV-CA, el decreto ley por el que se incorporan a la Ley del Presupuesto de la Comunidad Autónoma para 2014 las condiciones salariales del contrato-programa de la Agencia Pública Empresarial de la Radio Televisión de Andalucía (RTVA) y que permite a los directivos del ente público seguir cobrando el mismo sueldo que tienen actualmente hasta octubre de 2014.
Tras la votación del mismo, el presidente del Parlamento andaluz, Manuel Gracia, ha dado orden de desalojar a una decena de representantes sindicales de la RTVA que estaban en el hemiciclo y que, al término del debate parlamentario, han enseñado pancartas en las que se podía leer "psoe + iu= robo legal" y han emitido gritos se "sinvergüenzas" y "traidores".
El decreto ley convalidado, según ha defendido ante el Pleno el consejero de Presidencia, Manuel Jiménez Barrios, otorga "seguridad jurídica" a este acuerdo marco entre la Junta y el ente audiovisual --en vigor desde enero de 2013-- y "garantiza su total aplicación durante el presente ejercicio", al tiempo que permite la "viabilidad de la empresa frente a otras decisiones más radicales que se han tomado en otras comunidades autónomas" y que, en algunos casos, ha supuesto el cierre de las radiotelevisiones autonómicas.
Jiménez Barrios ha explicado que esta medida, que se hace extensiva a Canal Sur Televisión y Canal Sur Radio, supone que las retribuciones del personal directivo "serán de igual cuantía que la de la persona de mayor sueldo sujeta al convenio colectivo del ente en 2012", lo que supondrá que algunos directivos puedan seguir cobrando más que la presidenta de la Junta, Susana Díaz.
Sin embargo, el consejero ha insistido en que una vez que concluya la vigencia del actual convenio en septiembre de 2014 y se firme el nuevo, la Junta tendrá un mes de plazo para rubricar el Plan de Aplicación que fije las nuevas retribuciones del personal directivo.
Por ello, y dado que aún no se ha alcanzado ningún acuerdo sobre el nuevo convenio colectivo, Jiménez Barrios ha hecho un llamamiento a todas las partes negociadoras para que "aumenten ese esfuerzo negociador" para llegar, "sin más demoras, a un acuerdo que intente preservar tanto el nivel de empleo en la RTVA como su viabilidad futura".
"Quiero trasladar la confianza del Gobierno en que, dentro de este proceso de negociación, se va a encontrar una solución dialogada. Insisto en que toca ser razonable y actuar con racionalidad y aprovechar esta negociación para evitar soluciones dramáticas y en nada deseadas", ha recalcado.
En esta misma línea, el consejero de Presidencia ha reiterado que es "imprescindible el esfuerzo y colaboración" de todos los trabajadores del ente público porque el "compromiso" del Gobierno no es otro que el de mantener una radiotelevisión pública "que garantice el acceso a la información, la cultura y el entretenimiento" a todos los andaluces y que "no tenga fecha de caducidad".
PP-A: "EL PSOE-A TIENE QUE PAGAR LA MANIPULACIÓN"
Frente a lo defendido por el consejero, el diputado 'popular' Miguel Contreras ha asegurado que este decreto ley "está dirigido única y exclusivamente a beneficiar a 15 directivos y a una veintena de trabajadores que tienen todos los complementos habidos y por haber" y ha atribuido estos "privilegios" a que es la manera en que el PSOE-A "paga la manipulación informativa" que se hace en la RTVA.
En su opinión, que sólo unos pocos trabajadores del ente público cobren puedan seguir cobrando más que la presidenta de la Junta es porque "antes fueron directivos o ahora dirigen informativos y, claro, la manipulación cuesta dinero". Además, ha advertido de que la "manipulación" es siempre a favor del PSOE-A como, tras el caso de la corrala Utopía de Sevilla, "parece haberse dado cuenta IULV-CA".
Tras insistir, por tanto, en que es "el PSOE-A quien controla los servicios informativos", Contreras ha reprochado a IULV-CA que "hoy se plieguen nuevamente" ante sus socios de gobierno y "voten con una mano y miren para otro lado" cuando en "diciembre de 2013 firmaron para que se redujeran los sueldos de los directivos".
PSOE-A E IULV-CA DEFIENDEN EL DECRETO LEY
Por su parte, el socialista Francisco Aragón Ariza ha defendido que este decreto ley establecen "mecanismos progresivos y condicionados" para adecuar los salarios de los directivos a lo establecido en el contrato-programa y ha recordado que, en cualquier caso, los salarios de estos directivos son menores que los del resto de responsables de las televisiones autonómicas.
Así, al igual que el consejero, ha subrayado que este decreto ley va a servir para "evitar distorsiones inadecuadas o situaciones disfuncionales mientras llega una solución pactada y negociada" entre las partes. "Es la mejor solución posible al no haber aún acuerdo. De ahí, la ultraactividad el convenio colectivo vigente", ha recordado el socialista.
Para Aragón, "todos los trabajadores son necesarios para el futuro de la RTVA y la discusión no debería estar entre trabajadores, directivos y Consejo de Administración", por lo que ha abogado por aprovechar la oportunidad que supone "poder seguir poder negociando el convenio colectivo".
Finalmente, la parlamentaria de IULV-CA Rosalía Martín ha argumentado el apoyo de su grupo a este decreto ley insistiendo en que se trata de "una medida excepcional y transitoria" que no va suponer despidos de trabajadores y que tiene como objetivo hacer de la RTVA un ente "económicamente sostenible y sin déficit", algo que "no puede pasar ni por el despido de 300 trabajadores ni por la reducción de la calidad de las condiciones de trabajo de los mismos, sino por racionalizar y optimizar los gastos y por una programación de calidad".
Martín ha recalcado que de lo que se trata es de no haya "duplicidades en la dirección ni complementos que signifiquen un doble salario para algunas personas" como, según ha lamentado, ocurre en la actualidad. Por eso, ha subrayado que "donde hay fallos es en la política de los complementos y no en la política salarial" de la RTVA.
De ahí, que haya defendido que hay que "ponderar de manera progresiva" el salario "no sólo de los trabajadores sino de la totalidad de la dirección y de los miembros del Consejo de Administración"; ahondar en la racionalidad del gasto del ente público y avanzar, de este modo, dentro "de la legalidad en un marco político donde no se va despedir ni se despide masivamente a los trabajadores y se garantiza la estabilidad de la plantilla frente a quienes defienden que en la RTVA sobran trabajadores".
MANIFESTACIÓN EN LA PUERTA DEL PARLAMENTO
Mientras se producía este debate, a las puertas de la Cámara autonómica, alrededor de medio centenar de trabajadores del comité intercentros RTVA y Sociedades Filiales se manifestaban también para lamentar que los directivos sigan "manteniendo sus privilegios" mientras a la plantilla se le han aplicado "recortes de hasta el 30 por ciento en algunos casos".
En un escrito, estos trabajadores lamentan que "desde que comenzaron los recortes en 2010 se han perdido más de 200 puestos de trabajo", así como "los derechos sociales conquistados durante 25 años" en el ente público, por lo que consideran "ofensivo" que el Parlamento refrende el mencionado decreto ley.