Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Presentan la primera ley integral de España para los derechos de los transexuales

El grupo de Nafarroa Bai ha registrado en el Parlamento de Navarra el primer proyecto de ley integral que se plantea en España para la atención y el reconocimiento de derechos de las personas transexuales.
Un texto en el que desde hace tiempo han trabajado junto a NaBai, entre otros, el coordinador de transexualidad de la federación estatal LGTB, Martín Berenguer, o el presidente de la asociación navarra de transexuales Ilota Ledo, Ivan Garde, y para cuya presentación han contado hoy con el apoyo de la actriz Carla Antonelli, ex coordinadora del área transexual del PSOE.
El proyecto de ley, ha explicado el parlamentario Ioseba Eceolaza, aborda "un asunto complejo" y es "la expresión institucional de la lucha social" de un colectivo "tantas veces rechazado y denostado".
Porque la transexualidad, ha precisado, "no es un concepto sólo biológico sino sobre todo psicosocial", ya que este último factor "es el que impera" y por ello los transexuales buscan adaptar su aspecto físico, reasignar su sexo, al que "sienten como propio".
"Las dificultades son incontables y el sufrimiento es considerable", ha subrayado Eceolaza, por eso este proyecto de ley trata de "facilitar" el proceso y de hacerlo desde la infancia, mediante la "protección de los menores", ya que a partir de los tres años "las manifestaciones empiezan" y la persona comienza a ver "limitada su capacidad para desarrollarse", ha asegurado Garde.
Ha añadido que no es por tanto para los afectados un asunto de número, de cuántos transexuales hay, sino de "importancia para la persona" que siente "una ausencia en sus derechos de ciudadano y una presión social con todo lo que esto conlleva".
Por eso el proyecto de ley de NaBai se ocupa del ámbito educativo, social, laboral, jurídico, psicológico y médico para "garantizar los derechos" de las personas transexuales "en igualdad de condiciones con el resto de la ciudadanía", de forma que "nadie pueda ser objeto de discriminación, penalización o castigo por su orientación sexual o identidad de género".
Se trata de atender "a nuestros derechos" porque "las obligaciones como ciudadanos ya las tenemos", ha comentado Carla Antonelli, quien por eso, ha dicho, "le pido a mi propio partido que apoye esta normativa a favor de la igualdad social y la igualdad real de todos los españoles", y ha agregado que "no se puede hacer oposición política con los derechos humanos".