Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rajoy alaba a Calvo Sotelo por sus "principios y valores arraigados"

Por la capilla ardiente del ex presidente fallecido Leopoldo Calvo Sotelo han pasado varios dirigentes del Partido Popular. Desde que el Congreso ha abierto sus puertas esta mañana el ex presidente José María Aznar, el alcalde de Madrid, Alberto Ruiz Gallardón y el líder de la oposición Mariano Rajoy han acudido a la despedida de Calvo Sotelo. De entre ellos Rajoy se ha dirigido a los medios para definir a Leopoldo Calvo Sotelo como una persona de "principios y valores arraigados" que siempre actuó en político "conforme a convicciones".
Rajoy ha ensalzado el papel que desempeñó Calvo Sotelo para recuperar la "normalidad" en una de las etapas "más complicadas de la historia de España", como fue el golpe militar del 23-F.
"Es una pérdida que ya no se puede recuperar, pero nos queda su magisterio, su enseñanza y su historia, y por eso está en el futuro de España", ha dicho Rajoy.
Para el líder del PP, el que fuera jefe del Gobierno entre febrero de 1981 y diciembre de 1982 era una persona de "una enorme experiencia y de unos grandes conocimientos y uno de los políticos más importantes que ha dado España en los últimos años".
Ha recordado con orgullo las numerosas ocasiones en las que conversó con él en los últimos años, incluso, a solas. Otros miembros de la dirección de los populares ha acudido con Mariano Rajoy a la capilla ardiente, como la portavoz en el Congreso, Soraya Sáenz de Santamaría.