Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un policía, a Raquel Gago: "¿Cómo no has llamado hasta hoy? Si se ha enterado toda España"

Nacho, el policía nacional al que llamó la agente municipal Raquel Gago cuando encontró el arma homicida dentro de su coche, ha prestado este jueves declaración en la Audiencia Provincial de León que sigue la causa por el asesinato de Isabel Carrasco y ha explicado que le resultó "chocante" que ésta no le hubiera llamado el día antes, día del crimen de la presidenta de la Diputación, y que tampoco hubiera contado que había estado con Montserrat y Triana momentos antes y después del asesinato de la política leonesa.
"Le dije: '¿Cómo no has llamado hasta hoy? Si se ha enterado toda España'", ha precisado, para después indicar que recibió la llamada de Raquel Gago cuando ésta afirmó que acababa de encontrar el bolso, en torno a las 19.10 horas del 13 de mayo, 30 horas después del asesinato de Isabel Carrasco, y que ésta estaba "muy nerviosa y alterada" y que, en un principio, ni siquiera sabía lo que estaba diciendo. "Decía el bolso, el bolso, el bolso de Triana".
En ese momento, Nacho ha explicado que empezó darse cuenta de lo que Raquel Gago estaba diciendo porque él estaba participando en la investigación del crimen y su equipo estaba buscando el arma con el que habían disparado a Isabel Carrasco.
Cuando recibió la llamada de Raquel, el policía ha indicado que no sabía que Triana y Montserrat habían confesado que el arma lo tenía una policía. "Yo no lo sabía", ha insistido.
En cuanto a cómo encontró el bolso dentro del coche, este agente ha dicho que lo vio detrás del asiento del copiloto y que estaba "abierto un poco" y que vio "la empuñadura de un arma". El vehículo se encontraba en el garaje de Raquel Gago y ésta estaba "nerviosa, casi en estado de shock", ha manifestado.
"Raquel me indica el bolso, estaba justamente encima de la alfombrilla, atrás del asiento del copiloto y ocupaba la alfombrilla entera", ha precisado. No obstante, ha dicho desconocer si el bolso con el revólver había sido movido. Además, ha añadido que, en su opinión, el bolso con el arma no cabía debajo del asiento del copiloto.
Su relación con Gago, ha añadido, era de conocidos y ha precisado que habían tomado un café alguna vez. Además sabía que era agente de Policía Local.
Este jueves también han sido interrogados otros dos agentes de Policía Nacional que acompañaron a Nacho al domicilio de Raquel Gago, sobre las 19.30 horas del 13 de mayo, cuando ésta avisó que había encontrado el arma homicida.
NO ADVIRTIÓ QUE TENÍA EL ARMA
Uno de ellos ha dicho que cuando llegó a la casa de Raquel, le preguntaron que cómo había encontrado el arma y cómo podía haber llegado hasta su coche. "Ella dijo que no había advertido hasta ese momento que estaba allí", ha agregado.
Según ha explicado este testigo, Raquel Gago les relato el episodio en el que se encontró con Triana Martínez en la calle Lucas de Tuy mientras ella estaba hablando con un controlador del aparcamiento regulado y que no "se dio cuenta" de que le había introducido nada en el coche.
El agente también ha explicado que Raquel no les dio ningún tipo de explicación sobre la razón por la que Triana habría podido meter el bolso con el arma homicida en su coche. Este agente también ha dicho que cree que el bolso "no cabría" debajo del asiento del copiloto "por sus dimensiones".
Esta tesis es la que sostiene el abogado de Raquel Gago, Fermín Guerrero, que mantiene que el arma estaba debajo del asiento del copiloto y que por eso ni Raquel, ni una amiga que se sentó en la parte trasera del vehículo, se dieron cuenta que estaba dentro del coche.
Un tercer agente, que también asistió al domicilio de Raquel cuando encontró el bolso con el revólver, ha ratificado las palabras de sus compañeros. No obstante, ha discrepado en un asunto, y ha mantenido que, en su opinión, si sería posible meter el bolso debajo del asiento del copiloto. "Yo creo que sí cabría", ha relatado.