Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

SCC dice que la Generalitat no paga a entidades sociales para alimentar el "España nos roba"

El presidente de Sociedad Civil catalana (SCC), José Ramón Bosch, ha acusado este miércoles a la Generalitat de no pagar a las entidades sociales para alimentar el discurso del "España nos roba", mientras destina sumas "millonarias a una consulta que no se va a celebrar".
En declaraciones a la Cope recogidas por Europa Press, Bosch ha afirmado que los nacionalistas "tienen mucho dinero" pero lo utilizan para "su trabajo espurio de agitar a las masas y salir a la calle".
Bosch, convencido de que el 9 de noviembre no se celebrará la consulta independentista, ha alertado de la "frustración" que se generará en parte de la población y que será utilizado por los más radicales, con el discurso "España no sólo nos roba sino que además no son demócratas, no nos han dejado votar".
El presidente de esta asociación ha reconocido que, en sus viajes por España, está percibiendo "hartazgo de lo catalán", así que ha pedido a todos los españoles que entiendan que el soberanismo "es un reto para toda España": "Que nos cansemos es la gran victoria de los independentistas", ha dicho, afirmando que ni Cataluña existe sin España ni España existe sin Cataluña.
Bosch ha animado a los catalanes a sumarse al acto que organizarán el 12 de Octubre, una manifestación a las 11.00 --en las calles Provenza y Paseo de Gracia-- y un acto "festivo" a las 12.00 en Plaza Cataluña, en el que se proyectará un vídeo de "ciudadanos anónimos y no tan anónimos" explicando por qué se sienten catalanes y españoles.
Y ha explicado que la celebración no es tanto del Día de la Hispanidad como del 103 aniversario de la primera celebración de esta fiesta, en 1911, a cargo de Frederica Rahola y Tremons que, según ha explicado, "viendo la depresión en que estaba España decidió celebrarlo buscando dar un empujón a Cataluña para continuar con el resto de España".