Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Susana Díaz exige "consenso" para reformar la elección de alcaldes y avisa de que no se puede hacer "a mitad de partido"

Subraya que "las normas de juego en democracia no pueden estar sujetas al abuso de la mayoría absoluta de nadie"
La presidenta de la Junta de Andalucía y secretaria general del PSOE-A, Susana Díaz, ha exigido este jueves al PP "diálogo" y "consenso" en torno a la reforma electoral para primaria la elección como alcalde del candidato más votado, y cuestiona que se promueva un cambio de reglas "en medio del partido". "Las normas de juego en democracia no pueden estar sujetas al abuso de la mayoría absoluta de nadie", ha advertido.
A este país "le sobra crispación", ha dejado claro Díaz, quien ha visitado la Feria de Málaga, añadiendo que "si hay que cambiar las normas de juego, será en su momento, nunca en medio de un partido por intereses partidistas, sino pensando siempre en los intereses de los ciudadanos".
Díaz, que ha admitido que ese cambio de la ley electoral "podía venir bien" a los socialistas, ya que "en Andalucía hay 56 ayuntamientos donde el PSOE ganó las elecciones y hoy no estamos gobernando porque la democracia también exige que haya capacidad de consenso, acuerdo y entendimiento", ha hecho hincapié en que "trampas nunca en la elección de las instituciones del Estado". "Nunca abusemos de las mayorías absolutas cuando se trata de aquello que garantiza nuestro modelo de convivencia", ha apostillado.
Ante "el temporal de verano de cómo elegimos a los alcaldes en los distintos municipios", en palabras de la dirigente socialista, ha insistido en que "este país está cansado de bronca, enfrentamiento y crispación".
PIDE A RAJOY "ALTURA DE MIRAS"
Ha avanzado que el próximo otoño será "fuerte" y "difícil" y ha apostado por "un país al que nos merezca la pena pertenecer, del que nadie se quiera ir porque sea atractivo, moderno y con derechos". Ante esto, ha afirmado que se necesita "generosidad" y "altura de miras" de los partidos y de los políticos, en especial referencia al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.
Así, ha tendido la mano a Rajoy para "el acuerdo de todos, nunca para la crispación", y le ha pedido que "en los acuerdos que nos afecten a todos participemos todos y no haya reuniones de trastienda ni bilaterales".
"La convivencia no necesita que dos se reúnan sin que nadie sepa de lo que hablan y lleguen a un acuerdo, sino que todos participemos y garanticemos la igualdad de los ciudadanos y el respeto a la diversidad de los pueblos", ha manifestado Díaz.