Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

UPN y PSN respetan la operación policial contra Herrira, mientras que Bildu y Aralar-NaBai la rechazan

UPN y PSN han mostrado su respeto a la operación policial que está llevando a cabo la Guardia Civil contra la plataforma de apoyo a los presos de ETA Herrira, al entender que "se rige por el principio de la legalidad", mientras que Bildu y Aralar-NaBai la han rechazado al considerar que "es un intento de torpedear las ansias de paz".
En concreto, el portavoz de UPN en el Parlamento de Navarra, Carlos García Adanero, en declaraciones a los periodistas después de la Mesa y Junta de Portavoces de la Cámara, ha mostrado su "máximo respeto, apoyo y respaldo" a los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y a "la actuación que deben realizar de acuerdo con sus funciones". "Si están haciendo la operación, será porque tienen que hacerla", ha añadido.
En la misma línea, el socialista Juan José Lizarbe ha afirmado que las actuaciones de la Guardia Civil y de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado "se rigen por un principio de legalidad y por tratar de que determinadas actuaciones no queden impunes". "A falta de conocer los detalles, en principio entendemos que si tienen evidencias de la comisión de delitos, no pueden estarse parados", ha agregado.
Por contra, el representante de Bildu Maiorga Ramírez ha criticado que esta operación es "una situación tremendamente grave" y se ha mostrado "convencido" de que "busca torpedear las ansias de paz y normalidad política por la que apuesta la mayoría de este pueblo". "Es absolutamente inaceptable la criminalización de la reivindicación de los derechos que corresponden a las personas presas", ha asegurado.
Asimismo, el parlamentario de NaBai Patxi Zabaleta ha rechazado la operación y ha defendido que "están practicando detenciones en aplicación de las leyes antiterroristas que nunca deberían haber sido aprobadas, que son radicalmente injustas y que no están acomodadas a los tiempos actuales".
Finalmente, por parte de Geroa Bai, Manu Ayerdi ha declinado opinar sobre la operación sin haber conocido el detalle de la misma, aunque ha pedido al Gobierno central que "dé pasos en política penitenciaria porque hay margen".