Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Vigilancia Aduanera acude al Ayuntamiento de Santiago de Compostela a recoger facturas y contratos de la época del PP

Agentes de Vigilancia Aduanera han acudido este viernes al Ayuntamiento de Santiago para recabar facturas y contratos de la época en la que gobernaba el Partido Popular, según han confirmado a Europa Press las fuentes consultadas.
Concretamente, se trata de contratos vinculados con la empresa UNIKA y está relacionado con el que fuera asesor del exalcalde Gerardo Conde Roa, Ángel Espadas, y están en el marco de la investigación que dirige la jueza de instrucción número 1 de Lugo, Pilar de Lara.
Actualmente, según las fuentes municipales consultadas por Europa Press, el Ayuntamiento no tiene contratos con esta empresa, aunque el actual gobierno local sí tuvo que hacer frente a facturas pendientes del anterior ejecutivo.
El pasado mes de mayo, la jueza que instruye esta investigación dio orden para ampliar las investigaciones relativas al gobierno del PP que en la época de Gerardo Conde Roa, a raíz de un nuevo informe de Vigilancia Aduanera de fecha del 10 de mayo de este año.
La jueza firmó una providencia en la que pide aclarar las adjudicaciones obtenidas por la empresa Unika "y su relación con las conversaciones investigadas concretando si las presuntas influencias llegaron a término y, en su caso, los contratos o adjudicaciones obtenidos".
INFORME DE VIGILANCIA ADUANERA
Concretamente, el informe de Aduanas, que se firma con fecha del 10 de mayo de 2016, recoge las investigaciones realizadas debido a las actuaciones "presuntamente delictivas llevadas a cabo por funcionarios y/o autoridades del Ayuntamiento de Santiago", y se remonta a la época en que gobernaba el PP.
Así, Aduanas deduce de la "investigación y declaraciones" una "serie de influencias de las que presuntamente se ha beneficiado" Francisco S.V., administrador de la empresa Unika. En el informe, según señalan los investigadores, "se incluyen las llamadas más relevantes relacionadas con Fran (el administrador)", quien estaría "usando los servicios de conseguidores con el fin de obtener contratos de la administración.
Estas conductas, concluye Aduanas, "se habrían llevado a cabo a través de Ángel Espadas", quien fue el jefe de gabinete de Gerardo Conde Roa y quien cayó de la lista electoral para las municipales debido a que fue cazado ebrio al volante de su vehículo. Vigilancia Aduanera también vincula con estas presuntas prácticas al que Albino Vázquez, que fue concejal (lo detuvieron en esta operación y presentó su dimisión) y "en menor de día" señala a un promotor de espectáculos (investigado en esta operación) y al jefe de la entonces Aquagest.