Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los bomberos vieron el vídeo por Internet y no se atrevieron a salir del hotel

Asustados en la habitación. Los cinco bomberos catalanes, confundidos con etarras, vieron el pasado viernes el vídeo del supermercado por Internet y no se atrevieron a salir del hotel ya que se encontraban en busca y captura. Oscar González, uno de los bomberos mostró su enfado por este error y dijo que se les ha tratado como etarras "de golpe y porrazo". Un portavoz de la Fiscalía francesa ha asegurado que los bomberos "fueron escuchados por el tribunal y exonerados de cualquier acusación". Fuentes del Govern han matizado que los bomberos regrearán esta noche a Barcelona.
En declaraciones a Radio Nacional, González, que todavía no ha visto el vídeo difundido este viernes por las Fuerzas de Seguridad galas y españolas, aseguró que se van a quejar de que ni siquiera se les citara como "presuntos etarras", sino "directamente como etarras".
"Nuestra foto ahí, de presuntos nada y de esto nos vamos a quejar. Sin comerlo ni beberlo, de golpe y porrazo, hemos sido etarras", lamentó el bombero tras prestar declaración ante la Policía francesa.
Denunció también los "problemas" que les ha causado esta confusión, como la "preocupación" de sus familias y "todo el trago" que están pasando en estos momentos.
La delegación que el Govern tiene en París se puso a disposición de los cinco bomberos y, una vez acabaron de declarar esta mañana en una gendarmería francesa, fueron trasladados a un alojamiento, donde permanecerán hasta que cojan un avión que les llevará rumbo a Barcelona.
Las mismas fuentes han señalado que el Vicepresidente catalán, Josep Lluís Carod-Rovira, han podido hablar vía telefónica con los afectados, que se encuentran cansados y con ganas de reencontrarse con sus familias.
Tres de los cinco bomberos confundidos con etarras por la Gendarmería francesa son de Girona, mientras que los otros dos trabajan en los bomberos del Ayuntamiento de Barcelona y viven en la capital catalana, según informaron fuentes sindicales.
Toma de declaración
Un tribunal francés eximió este sábado a los cinco bomberos catalanes identificados erróneamente como presuntos miembros de ETA de cualquier tipo de responsabilidad en la investigación sobre el asesinato del gendarme Jean Serge Nerin a manos de la banda terrorista.
Un portavoz de la Fiscalía aseguró que los bomberos "fueron escuchados por el tribunal y exonerados de cualquier acusación".