Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La oposición rechaza que el incidente de Aguirre se circunscriba a la vida privada y el PP la elogia por dar la cara

Los tres grupos de la oposición en la Asamblea de Madrid han rechazado que el incidente de Esperanza Aguirre con unos agentes de movilidad se circunscriba a la vida privada de la presidenta del PP regional, como ha defendido ésta en la rueda de prensa posterior al Comité de Dirección del PP.
"Esto no es una asunto privado, es un asunto público", ha afirmado en la rueda de prensa posterior a la Junta de Portavoces el portavoz adjunto del Grupo Socialista José Quintana, quien ha señalado que "cualquier ciudadano que hubiera huido de la autoridad, en este caso de la Policía Municipal, esa noche hubiera dormido en el calabozo".
"Se le ha establecido un tratamiento que no se le hubiera dado a otro ciudadano", ha criticado Quintana, al tiempo que ha asegurado que "cualquier ciudadano hubiera tenido un mayor castigo de lo que ha tendido ella".
El diputado socialista ha dicho que Aguirre "es experta en fugas", refiriéndose al atentado que sufrió en Bombay en 2008. "Salió corriendo y dejó allí al conjunto de la delegación, ahora ha vuelto a huir", ha declarado Quintana.
"Nunca es responsable de nada, parece que la responsable es la Policía", ha agregado Quintana, al tiempo que ha acusado a Aguirre de intentar "criminalizar" a los agentes de movilidad. Por otro lado, ha hecho alusión a lo que, a su juicio, ha significado "el Aguirrismo", en referencia a la "corrupción" y las "privatizaciones".
El portavoz de IU-LV, Gregorio Gordo, ha señalado que el incidente de Aguirre "es algo más que un error" y ha apuntado que ésta "no puede hacer abstracción" de que es presidenta del PP de Madrid y presidenta de la Comunidad de Madrid, porque el título es vitalicio.
"Por lo tanto, no puede decir que es una persona anónima y que entra en la esfera de su vida personal", ha apostillado, antes de considerar que Aguirre cree que "tiene unas leyes para ella" y que "para el resto de los ciudadanos se aplican de otra manera".
Tras calificar el hecho de "un episodios impresentable", ha criticado que Aguirre "intenta justificar lo injustificable y quiere hacer ver a los demás que incluso la persiguen a ella".
Asimismo, ha acusado a la presidenta del PP regional de faltar al respecto a los agentes de movilidad y de tener "criterios distintos sobre como son los agentes de la autoridad", en alusión a las críticas de Aguirre a la OSCE por vigilar la actuación policial el 22M.
UPYD: "ESTÁ PROFUNDAMENTE ARREPENTIDA"
El portavoz de UPyD, Luis de Velasco, ha dicho que celebra que Aguirre haya reconocido que cometió un error y ha agregado que, en su opinión, "es lo que debería haber hecho cinco minutos después de haberse producido ese error en lugar de atacar a los agentes de movilidad, de hacer una tourné por los medios de comunicación". "Yo creo a la vista de lo que dice que está profundamente arrepentida", ha apostillado.
"Lamentablemente o afortunadamente quienes ocupan o han ocupado cargos de gran responsabilidad, como es su caso, difícilmente pueden separar su vida privada de su vida pública", ha afirmado Velasco, para recalcar que "todo lo que haga la señora Aguirre tiene trascendencia".
El portavoz de la formación magenta ha apuntado que no solamente ha sido un error el aparcar en el carril bus, "sino lo que viene a continuación, el darte a la fuga de un agente de la autoridad, de la Policía Municipal". "Nos parece un agravio importante", ha señalado al respecto, antes de manifestar, en tono de broma, que "si hubiese sucedido en un país tan admirado por ella como es EEUU, si al alto de la Policía no para, no llega a su casa viva".
PP: "AGUIRRE DIO LA CARA"
Por su parte, el portavoz del PP, Íñigo Henríquez de Luna, ha manifestado que se trata de "un incidente de tráfico particular que le ha pasado a la expresidenta Aguirre en su coche particular".
"Por lo tanto, no tiene ningún sentido que el resto de los responsables políticos tengamos que hacer un ejercicio de respaldo político cuanto ha sido algo que te ha pasado en tu vida privada, un incidente de tráfico", ha insistido.
Asimismo, ha señalado que Aguirre "ha pedido disculpas por el incidente y aparcar de forma irregular en el carril bus", al tiempo que ha señalado que "ha hecho un ejercicio de transparencia y de dar la cara".
"Éste es el estilo del PP, en el PP siempre damos la cara nos guste o no nos guste", ha afirmado el portavoz popular, quien ha dicho que el PSM hace lo contrario y ha calificado los comentarios de Quintana sobre Aguirre como una "vergüenza".