Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El presidente de Madrid defiende la legitimidad de Rajoy para aprobar la reforma electoral con su mayoría

El presidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio González, ha defendido este jueves la reforma electoral planteada por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, porque "es un instrumento igual para todos", y cree que está legitimado para sacar adelante con sus propia mayoría. Al mismo tiempo, tacha de "cínicas y falaces" las críticas de la oposición al cambio.
En la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, González ha indicado que ha estado atento este mes al debate sobre reforma en la elección de alcaldes ideada por el PP nacional, que plantean que sean elegidos por mayoría simple de los votos y no por mayoría absoluta, como hasta ahora.
"Las reformas electorales, si somos serios, en teoría tienen por objeto acertada o equivocadamente tratar de mejorar la conexión entre los ciudadanos y sus representantes políticos. Hay un sentimiento de un cierto distanciamiento entre unos y otros y algunos piensan que no se ven representados, que el juego de los partidos les aleja de las decisiones que se toman en las urnas y, en algunos casos, y eso está bastante extendido, piensan que hay exceso de representantes políticos. Uno plantea las reformas tratando de atender a esas necesidades", ha explicado.
El titular del Gobierno regional discrepa con los que dicen que la reforma sólo se hace para que el PP saque ventaja electoral. "La Ley es igual para todos, es un instrumento, pero los que realmente determinan quiénes son los responsables de la gestión de las administraciones son los ciudadanos que deciden en las urnas", ha apuntado. Por eso cree que es "falaz" la argumentación en contra porque "aleja a los ciudadanos de sus representantes políticos".
González ha sumado a este debate la propia reforma electoral del PP en la Asamblea de Madrid, que contempla la reducción a la mitad del número de diputados, también rechazado por IU y PSOE. "No tiene mucho sentido que haya 129 diputados. Y creemos que con la mitad es suficiente para que el ciudadano se sienta representado. Y eso no afecta al resultado electoral, ya que la representación en vez de hacerse sobre más de cien se hará sobre 60", ha subrayado.
El presidente autonómico apuesta por que las reformas electorales "tengan el mayor consenso posible", pero ha recordado y legitimado al Gobierno para llevar a cabo la reforma porque "tiene la mayoría suficiente que le han proporcionado los ciudadanos en las urnas".