Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"No tiene sentido vacunar a toda la población", según los colegios de médicos

El presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín, afirmó hoy que los grupos de población prioritarios para recibir la vacuna de la gripe AH1N1 no son muy distintos a los que son inmunizados cada año ante la gripe estacional, y "no tiene sentido vacunar a toda la población".
"La gripe estacional mata mucho más que ésta, y no se supera el 40 por ciento de vacunación. No se entiende por qué se plantean otras hipótesis, cuando la gripe A es más contagiosa, pero bastante más benigna", dijo a EFE Rodríguez Sendín.
El presidente de los colegios de médicos defendió la decisión de las autoridades sanitarias de comprar dosis de la nueva vacuna para un 40% de la población: "Se crea la inmunidad de grupo y no hay razones para alterar ese porcentaje. Si hay alguna razón, probablemente no sea sanitaria", agregó.
El Consejo Interterritorial de Salud, que integran el ministerio de Sanidad y representantes de las comunidades autónomas y que se reunirá el próximo lunes, 31 de agosto, debe pronunciarse sobre los grupos de población a los que se vacunará frente al virus AH1N1 y si es necesario adelantar la vacunación de la gripe estacional.
En este sentido, el director del Centro Nacional de Gripe de Valladolid, Raúl Ortiz de Lejarazu, se mostró partidario de adelantar la inmunización para la gripe estacional, por una cuestión logística en los centros sanitarios.
"Si tradicionalmente comienza a aplicarse a finales de septiembre o primeros de octubre, podría adelantarse a mediados de septiembre -dijo a EFE-. Y podría servir de entrenamiento, porque la afluencia de pacientes puede ser masiva".
En cuanto a los grupos a los que debe asignarse la vacuna de la gripe A, en opinión de Ortiz de Lejarazu, serían "personal sanitario, embarazadas y enfermos crónicos de cualquier edad", por este orden, "y además niños y jóvenes, que se ha probado que pasan una enfermedad leve, pero son amplios difusores de la epidemia".
"La edad límite la fijará los aprovisionamientos que tengamos de la vacuna", precisó.
Lo importante -añadió- es que "el Consejo Interterritorial adopte un criterio unánime, fruto de una decisión solidaria de los distintos consejeros de las comunidades autónomas. No puede haber una protección desigual, según los recursos. No estamos hablando de economía, sino de salud y enfermedad".