Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El fuerte oleaje obliga a cerrar al tráfico una avenida en Santander y el minizoo de La Magdalena

Activado el dispositivo municipal de seguridad ante la alerta naranja por fenómenos adversos en el mar
El Ayuntamiento de Santander ha cerrado al tráfico, excepto a residentes, la avenida Manuel García Lago y el minizoo de La Magdalena por la alerta naranja por fenómenos adversos en el mar.
El Consistorio ha puesto en marcha desde las 10.00 horas de este lunes un dispositivo especial de seguridad ante dicha alerta meteorológica, según ha anunciado el concejal de Protección Ciudadana, Pedro Nalda.
Concretamente, como medida preventiva y para evitar posibles daños a personas y bienes, está cerrada al tráfico la Avenida de Manuel García Lago, desde la rotonda con Gregorio Marañón, hasta la entrada del Hotel Chiqui.
Además, a partir de la entrada del Chiqui y hasta el final del paseo, donde se ubica el aparcamiento público, se ha prohibido el paso tanto a vehículos como a peatones.
El minizoo de La Magdalena también está cerrado y el concejal ha inisistido en la necesidad de que todos los ciudadanos se alejen de la costa, la playa y otros lugares bajos que puedan verse afectados por las mareas y oleajes.
Eñ operativo permanecerá activo mientras sea necesario y finalizará en función de la evolución del temporal.
Está previsto que el litoral cántabro esté hasta este martes, 12 de enero, a las 09.00 horas, en alerta naranja por la existencia de mar combinada del noroeste y viento fuerza 8, ocasionalmente 9, con olas de 5 a 7 metros.