Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La obsesión de Amy Winehouse es un nuevo...culo

Amy está pensando en pasar otra vez por el quirófano para ponerse un nuevo culo.telecinco.es
Amy parece haber dejado su obsesión por las drogas para concentrarse en las operaciones de cirugía estética. Hace apenas unas semanas lucía sus nuevos pechos y sonreía a la prensa con sus labios recién hechos.  Ahora, la cantante británica estaría pensando en un nuevo implante, esta vez  en su culo, según publica el tabloide británico 'The Sun'.
La polémica cantante, que ya solo sale en la prensa por su escandalosa vida, está encantada con el cambio que ha dado a su físico, "con sus pechos de 35.000 libras", pero le ha cogido el gustillo a la anestesia.
Amy está considerando encargarse un nuevo implante de culo, según ha contado una fuente cercana a 'The Sun'.
"Amy adora sus pechos, no puede dejar de tocárselos y de enseñárselos a sus amigos. Ella dice que se siente femenina otra vez y quiere las curvas que antes lucía, por lo que está pensando en otra operación para ponerse más culo".
La publicación británica se pregunta si el padre de Amy, tan combativo en apoyar la lucha de su hija contra las drogas y satisfecho con sus nuevos pechos, respalde que se someta una vez más a los bisturíes.
¿En que se convertirá Amy Winehouse, en otro Michael Jackson?