Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El petróleo sube a 29 dólares tras la comparecencia de Draghi

El precio del barril de petróleo Brent, de referencia en Europa, ha subido hasta los 29 dólares frente a los 27 con los que comenzó la sesión, en una jornada marcada por las declaraciones del presidente del Banco Central Europeo (BCE), Mario Draghi, en las que ha dejado abierta la posibilidad de aumentar las medidas el próximo mes de marzo.
En concreto, el crudo de referencia en el Viejo Continente abrió la sesión en 27,79 dólares, para situarse en 29,40 dólares a las 20.5 horas, por encima de los mínimos que ha registrado en los últimos días.
En lo que va de año, el barril Brent acumula una caída del 21%, que en los últimos doce meses asciende al 40%. Sin embargo, desde mediados de 2014, cuando comenzó la caída del petróleo, su depreciación asciende al 74%.
Por su parte, el precio del barril de petróleo Texas, de referencia en Estados Unidos, ha llegado a alcanzar un máximo de 30,25 dólares durante la sesión, después de comenzar en 28,35 dólares. A las 20.55 horas, se situaba en 29,62 dólares.
Desde que comenzó el año, el crudo Texas acumula una depreciación del 20%, que en los últimos doce meses asciende al 38%. Mientras, desde junio de 2014, cuando cotizaba por encima de los 106 dólares, la caída es del 72%.
La jornada de este jueves ha estado marcada por la comparecencia de Draghi tras la reunión del Consejo de Gobierno del BCE, en el que se ha mantenido sin cambios los tipos de interés en el mínimo histórico del 0,05%.
En sus declaraciones, Draghi ha dejado abierta la puerta a posibles cambios de su política monetaria en la próxima reunión, que tendrá lugar el próximo mes de marzo, al indicar que para entonces estarán disponibles "las nuevas proyecciones macroeconómicas".
En este sentido, el banquero italiano ha destacado a que los riesgos a la baja "han aumentado", en referencia al aumento de la incertidumbre y de la volatilidad, así como los riesgos geopolíticos.