Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Menos de la mitad de las personas con problemas de fertilidad comienzan un tratamiento de reproducción asistida

En España alrededor del 15 por ciento de las parejas en edad fértil tiene problemas a la hora de tener un hijo, de estas menos del 50 por ciento da el paso de solicitar ayuda médica e iniciar un tratamiento de reproducción asistida para conseguir su propósito de tener un hijo, indica la doctora Jenny Álvarez, gerente médico del área de Fertilidad de Merck.
El motivo, según explica a Europa Press Álvarez, "son la dudas sobre a qué edad es recomendable acudir al médico y la falta de información sobre los tratamientos para mejorar la reproducción. Básicamente por el desconocimiento de la magnitud de esta situación".
Pese al alto impacto que representa hoy en día, la infertilidad sigue representando un tema tabú, quizá por el propio perfil del paciente afectado que no siempre tiene que estar relacionado con la edad. En el caso de la mujer el problema principal es el fallo ovario precoz (menopausia precoz) y en el hombre las alteraciones en el esperma (pocos espermatozoides, vagos y anormales).
No obstante, la edad es determinante en el éxito del tratamiento. "Más del 80 por ciento de las mujeres con menos de 38 años que se realizan un tratamiento de reproducción asistida consigue tener un hijo", sin embargo el porcentaje de éxito varía dependiendo de la edad, desde el 5 por ciento cuando hablamos de mujeres de más de 40 años hasta el 20 por ciento en el caso de las mujeres de más de 30 años.
"Postergar la maternidad por causas laborales, personales o económicas ha provocado que mujeres de más de 40 años quieran tener hijos", sin embargo lo recomendable es acudir antes, alrededor de los 35 años, y, siempre, tras seis meses tratando de concebir sin éxito un hijo.
La experta recuerda que es importante acudir al ginecólogo para recibir asesoramiento y conocer las causas, ya que sólo así podrá adoptarse el tratamiento "más adecuado entre los disponibles, enfocado al diagnóstico". "Existen múltiples opciones de tratamientos que deben ser individualizados para cada tipo de mujer y de acuerdo al diagnóstico", añade.
Con el objetivo de derribar las barreras existentes a la hora de abordar este tema, la compañía quimico-farmacéutica alemana Merck ha colaborado en la película 'Embarazados' protagonizado por Paco León y Alexandra Jiménez, que narra en clave de humor la historia de Fran y Alina, una pareja que considera que ha llegado el momento de tener hijos.
Sin embargo, cuando el ginecólogo --interpretado por Karra Elejalde-- les informa de que los espermatozoides de Fran son "pocos, vagos y anormales" y de que Alina está premenopáusica a los 37 años, las cosas se complican y ambos deciden iniciar un tratamiento de fertilidad.
Las pareja pueden sentirse "impactada a nivel emocional" ante un diagnóstico de infertilidad, por eso Álvarez reitera que es importante contar con el apoyo de la pareja, así como encontrar a un profesional que "hable claramente y no genere falsas expectativas".
En los últimos años en España cada vez más parejas se someten a tratamiento de fertilidad, sin embargo Álvarez considera que aún el dato es muy bajo si se tiene en cuenta que son menos del 50 por ciento de las que lo necesitan. "Por eso películas como 'Embarazados' crean un nivel de conciencia importante en las parejas, les recuerda que hay soluciones pero hay que acudir al médico y afrontar el diagnóstico", concluye.