Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Una rana pequeña pero matona

La piel de esta diminuta rana, aunque no parezca posible, es 200 veces más venenosa que la morfina utilizada en pequeñas dosis para tratar el dolor. Sólo miden un centímetro de largo y por eso parecen inofensivas, pero bastaría con un leve contacto con su piel para matar a un ser humano. Un acuario de la ciudad británica de Hants, el 'Blue reef', está criando docenas de estas ranas, tras haberlo intentado durante años. Las 'ranitas' además atraen por sus llamativos colores, ya que tienen varias franjas de colores fluorescentes en su lomo.

--------------------------------------------------------------------------------
Un delfín beluga aficionado a la pintura