Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Administración solo cumple íntegramente un punto de su propio Plan de Igualdad, según un informe

Los centros incumplen la representación de mujeres en altos cargos y menos de la mitad cuentan con protocolo para casos de acoso sexual
La Administración General del Estado (AGE) sólo cumple íntegramente una acción de las 37 incluidas en el I Plan de Igualdad entre Hombres y Mujeres, la relativa a los cursos de formación y sensibilización sobre la igualdad de trato, según consta en el Informe de Seguimiento del Plan sobre trece ministerios y 52 organismos dependientes.
Los Ministerios de Hacienda y Administraciones Públicas y el de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad han redactado un informe en el que se analiza el cumplimiento del citado plan a lo largo de los años 2011 y 2012.
El Plan aprobado por el Gobierno en el año 2011 contemplaba diferentes ejes de actuación: diagnóstico de situaciones de desigualdad, acceso al empleo público, desarrollo de la carrera profesional, ordenación del tiempo de trabajo, retribuciones o situaciones de especial protección.
El informe al que ha tenido acceso Europa Press incluye un cuadro resumen de cumplimiento de los ejes de este plan, en el que únicamente los cursos de formación tienen una ejecución íntegra. Por el contrario, el resto de los objetivos se cumplen "parcialmente", están "sin ejecutar" o no se dispone del dato.
Entre las conclusiones, se destaca una desigual ejecución de las acciones del Plan, "probablemente consecuencia de una no totalmente equilibrada evaluación de expectativas potenciales en su elaboración, y al escaso tiempo transcurrido desde su implantación".
Así, resalta que la Ley de Igualdad se incumple en la representación de mujeres en los altos cargos --no pueden ser menos del 40 por ciento--. En este sentido, las mujeres no llegan al 23 por ciento de media: ministros (28,5%), secretarios de Estado (24,1), subsecretarios (28,33), directores generales (27,3%) y embajadores (13,6%).
Asimismo, recoge que menos de la mitad de los centros carecen de protocolos de acoso sexual y por razón de sexo, y solo tres cuentan con un protocolo de movilidad para las víctimas. La aplicación del protocolo ha sido "desigual" y se ha puesto en marcha en cinco departamentos, si bien no se dispone de información sobre los casos aplicados, el tipo de actuaciones desarrolladas y de la naturaleza del acoso.
El informe alerta también de una brecha de género en el disfrute de permisos no retributivos, puesto que los hombres no se corresponsabilizan en la conciliación en casos como enfermedad grave familiar, adopción, cuidado de menores de doce años o cuidado de mayores. La diferencia es de un 88,15% para las mujeres, frente al 11,85% de los hombres.
CSI-F DENUNCIA "GRAN DESINFORMACIÓN"
Para la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSI-F) este informe también presenta "una gran desinformación y ausencia de indicadores" para detectar y hacer un correcto seguimiento de este problema, su carrera profesional, su promoción, sus pérdidas retributivas.
En esta misma línea, critica que no haya estudios sobre la carrera profesional, promoción, retribuciones y acceso al puesto de las víctimas de violencia de género, "ni tan siquiera" información sobre la posibilidad de cambiar de puesto entre administraciones, como medida de protección ante el agresor.
Así, CSI-F ha pedido que se evalúe el impacto de género que han producido las medidas de recorte sobre los empleados públicos (incremento de jornada, restricción de 'moscosos' o descuentos en la nómina por baja médica, entre otros) porque "ya están generando un impacto negativo en las políticas de conciliación y en la brecha de la igualdad, aunque aún no se puede cuantificar".