Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Arias Cañete cree que hay que hacer "una profunda reflexión" sobre cómo prevenir "estos fuegos forestales"

El Gobierno aprobará un decreto ley de medidas urgentes para paliar los efecfos de los fuegos
El ministro de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, Miguel Arias Cañete, se ha mostrado partidario de hacer "una profunda reflexión" sobre cómo prevenir "estos incendios forestales", ante el elevado número de fuegos que se están produciendo este verano en España y que, a fecha de 5 de agosto, han arrasado un total de 132.299,89 hectáreas, según su departamento.
"Habrá que hacer una profunda reflexión sobre cómo prevenir estos incendios forestales -- ha asegurado el ministro en declaraciones a Europa Press--; "es posible que se pudiera hacer más pero también es que los recursos presupuestarios son escasos y las comunidades autónomas han establecido sus presupuestos; pero también los movimientos ecologistas tendrán que ver si los cortafuegos tienen las dimensiones adecuadas, si se puede limpiar el monte con máquinas o no, porque hacerlo a mano es muy costoso".
Además, Arias Cañete ha anunciado que el Gobierno tiene previsto aprobar este mes de agosto un decreto ley de medidas urgentes para paliar los efecfos y consecuencias de los incendios forestales. El ministro ha puntualizado que el Ejecutivo "está trabajando en el contenido de ese decreto porque aún se siguen produciendo incendios en el territorio nacional" y ha indicado que las medidas finales se tomarán en colaboración con las comunidades autónomas, "que son las que tienen responsabilidades forestales en sus respectivos territorios".
Según datos del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, a fecha del 5 de agosto a los que ha tenido acceso Europa Press, los incendios han arrasado un total de 132.299,89 hectáreas de superficie forestal en lo que va de año, lo que supone más del triple que en el mismo periodo de 2011, cuando habían ardido 39.573,73 hectáreas. En total, en lo que va de año se han producido 10.766 siniestros, 6.964 conatos (menos de 1 hectárea) y 3.802 incendios (más de 1 hectárea) de los que 22 fueron grandes incendios, de más de 500 hectáreas, frente a los 13 grandes incendios de la media del decenio y los cinco del año 2011.
Por ello, Arias Cañete ha hablado de un "verano durísimo" desde el punto de vista de los incendios forestales y ha explicado que el principal origen de los fuegos se debe, a su juicio, "a la sequía del año pasado unida a la ola de calor del mes de agosto". "Esta conjunción de factores ha provocado que haya días en los que se ha tenido que actuar en nueve incendios forestales simultanéamente", ha precisado.
En este punto, ha explicado que los incendios por causas naturales "son muy excasos" ya que en su mayoría se producen por "imprudencias y pirómanos". "Si además hay factores que incrementan los efectos de las imprudencias o actos delictivos, las consecuencias son tan terribles como las que se han vivido, con pérdida de vidas humanas y deterioro de los ecosistemas", ha añadido.
El ministro ha reiterado que "cuando se dan unas circunstancias tan terribles de calor como las que hay, es muy complicado que no se produzcan acontecimientos de esta naturaleza". En cualquier caso, Arias Cañete ha asegurado que Medio Ambiente "ha podido atender todas las peticiones de las comunidades autónomas, que son las responsables de la extinción de los incendios forestales".
LA GOMERA, EL MAS COMPLICADO
Respecto a la situacióna actual de los incendios que permanecen en activo en España, el ministro ha indicado que el de la isla de La Gomera "es el más complicado por la orografía", lo que dificulta el trabajo de las brigadas, mientras que los cambios en el viento "hacen complicado saber cuándo se podrá controlar".
"Hay que usar medios aéreos que tienen más complejidad porque sólo pueden volar durante las horas centrales del día, a pesar de que son más efectivos", ha explicado. El ministerio ha enviado cuatro hidroaviones y un helicóptero bombardero Kamov para colaborar en las labores de extinción. Hasta el momento, han tenido que ser desalojadas 4.500 personas y han resultado quemadas cerca de 3.700 hectáreas en La Gomera.