Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un hijo de la mujer que murió por disparo en Becerreá (Lugo) resultó herido en una mano por los disparos del detenido

El detenido llamó al teniente de alcalde y a un compañero de caza para entregarse
Un hijo de 16 años de la mujer muerta por arma de fuego en Becerreá (Lugo) ha resultado herido en una mano por los disparos perpetrados supuestamente por el detenido, la pareja sentimental de la fallecida, un varón de 29 años. La Delegación del Gobierno ha confirmado que se trata de un nuevo caso de violencia machista.
Los hechos ocurrieron en torno a las 18,00 horas de este jueves en la casa que ambos tenían alquilada en el pueblo de Herbón, que pertenece a la parroquia de San Pedro de Tortes, a unos cuatro kilómetros del núcleo del municipio al que pertenece, Becerreá.
La mujer, A.G., de 40 años de edad, falleció por el arma de fuego disparada, una escopeta de caza. No constan antecedentes por malos tratos, aunque la mujer sí había denunciado a una pareja anterior.
El hombre fue detenido por agentes de la Guardia Civil de Lugo y fue trasladado, para que preste declaración, al cuartel de la comandancia, según han confirmado a Europa Press fuentes de la investigación.
SE ENTREGÓ AL TENIENTE DE ALCALDE Y UN COMPAÑERO DE CAZA
Según ha explicado el regidor, Manuel Martínez, el detenido llamó al teniente de alcalde, Claudio Vázquez, y a una de las personas con las que iba de caza para que acudiesen al lugar, porque "prefería entregarse" a estas personas. "Se entregó, dejó la escopeta y fue llevado al cuartel de la Guardia Civil de Becerreá", ha relatado Martínez.
La pareja, según ha explicado el alcalde, convivía desde hacía unos "dos o tres años" y tenía alquilada esta casa. Ambos están empadronados en Becerreá, aunque ella era originaria de Pedrafita, otro municipio de Lugo.
CONCENTRACIÓN
El regidor de Becerreá también ha indicado que la pareja se había distanciado en los últimos días y habían "discutido". La mujer, tiene otro hijo, de 17 años.
Por otro lado, está prevista una concentración a mediodía de este viernes en señal de repulsa ante la Casa Consistorial de Becerreá. Está previsto que se decreten tres días de luto oficial.