Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La comisaria Bienkowska anima a la ONCE y su fundación a trabajar para impulsar la inclusión en Europa

La comisaria europea de Mercado Interior, Industria, Emprendimiento y pymes, Elzbieta Bienkowska, ha invitado a la ONCE y la Fundación ONCE a trabajar y "revisar las estrategias" con el fin de impulsar un "mercado interior europeo inclusivo" en el que las personas con discapacidad "no resulten discriminadas".
Así lo ha manifestado a la organización durante una reunión mantenida con el presidente de ambas organizaciones, Miguel Carballeda, el vicepresidente de la Fundación ONCE, Alberto Durán, y la consejera responsable de Relaciones Internacionales, Ana Peláez, en la sede la Comisión Europea en Bruselas, según ha informado la ONCE.
"La comisaria se mostró satisfecha de conocer el modelo de actividad social y económica que la organización desarrolla y le propuso actuar como puente para abrir e impulsar mesas de debate y trabajo a nivel de la Unión Europea en torno a la economía social y la discapacidad, conjuntamente con representantes de otros operadores sociales comunitarios, algo que la ONCE y su Fundación abordarán en breve", ha explicado.
Durante el encuentro, los responsables de la ONCE y su fundación han expuesto el modelo de "juego responsable" que desarrolla, así como el proyecto de economía social que impulsa el grupo de empresas Ilunion, perteneciente a la ONCE. De hecho, Durán ha propuesto extender a la UE "iniciativas que ya funcionan en España", como los acuerdos entre Fundación ONCE y la patronal Cepyme o varios programas financiados por el Fondo Social Europeo (FSE) o en colaboración con otras entidades, para impulsar el empleo de las personas con discapacidad en pymes.
Además, han puesto de manifiesto la necesidad de "extremar la vigilancia" para garantizar que los bienes y servicios que se ofertan en la UE "no discriminan" a las personas con discapacidad y, aunque han celebrado la puesta en marcha del Acta Europea de Accesibilidad, han advertido de que la referencia en el texto a las "personas con limitaciones funcionales" puede "generar incertidumbre". "No es acertada", aseguran.