Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Alegría de los vecinos de Gamonal por la paralización de las obras

Fieles a su cita diaria, a las seis y media de la mañana los vecinos empezaban la guardia. Se atrincheraban para que no entrasen las máquinas y para que las obras siguieran paralizadas. Por la mañana los vecinos conmenzaban a organizarse. Usando el material de la obra paralizada construyeron un campamento y prometían convertirlo en permanente. A media mañana celebraban la primera asamblea del día que recordaba a las que fueron el inicio del 15M. Con amplia participación vecinal, por la tarde volvían a manifestarse y en plena protesta, estallido de alegría. El anuncio del alcalde de paralizar las obras les daba la victoria, al menos momentáneamente. Por ahora han conseguido lo que pedían: no se construirá el bulevar.