Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

C.Valenciana cree que las medidas de asistencia sanitaria se adoptan "para evitar la picaresca,como elemento disuasorio"

El vicepresidente del Consell de la Generalitat valenciana, José Císcar, ha explicado que la norma del Ministerio de Sanidad sobre asistencia sanitaria para extranjeros, que entrará en vigor este 1 de septiembre, se adopta para "evitar la picaresca y como elemento disuasorio".
Císcar se ha manifestado en estos términos a preguntas de los periodistas al término del Pleno del Consell celebrado este viernes en Valencia. El portavoz del Consell ha explicado que las nuevas medidas de asistencia sanitaria se han tomado para que "no ocurra como hasta ahora, que había extranjeros en situación regular en España" que por la vía de la reagrupación familiar y con el empadronamiento, "ya tenían derecho a una asistencia sanitaria gratuita, cuando esa asistencia la pueden tener en sus países de origen".
El portavoz cree que esta nueva medida es "más un elemento disuasorio". Además ha explicado que la asistencia a inmigrantes, en caso de que no la puedan pagar, "no significa que sea una ONG la que se tenga que hacer cargo, se trata de buscar convenios de colaboración para entre todos poder identificar las necesidades sanitarias y poder establecer mejor mecanismos".
Císcar ha reiterado que el Consell cumplirá las disposiciones sanitarias que mande el Estado para "garantizar la equidad y la sostenibilidad del sistema sanitario". En este sentido, ha recordado que en 2011 el déficit en sanidad en las Comunidades Autónomas fue de más de 15.000 millones de euros. Con ese dato es "evidente" que hay que hacer un "esfuerzo, ser capaces y conseguir que la sanidad esté en unas bases económicas y presupuestarias sólidas, porque es la única manera de garantizar su futuro", ha señalado.
El portavoz del Consell ha recalcado que estas medidas garantizan la asistencia sanitaria "pública y universal para todos los españoles". Considera que "por primera" vez todos los españoles puede disfrutar de la sanidad "pública, universal y también todos los extranjeros con permiso de residencia".
En esta línea ha aclarado que "ningún ciudadano quedará desatendido en nuestros hospitales y centros de salud". Para el vicepresidente "no se trata de un cambio del sistema sanitario, sino del sistema de seguro, que es muy diferente". Hasta ahora bastaba con estar empadronado para tener la tarjeta sanitaria, pero a partir de ahora se necesitará residir y tener la tarjeta de residencia para poder tener la tarjeta sanitaria.
A PARTIR DEL 1 DE SEPTIEMBRE
El vicepresidente ha sido preguntado por los cambios que habrá a partir de este 1 de septiembre, que es cuando entra la norma en vigor. "La situación será la misma el 31 de agosto que el 1 de septiembre", ha afirmado. La persona extranjera que acuda a un centro de salud u hospital "se le tomarán datos de admisión y tras ello será atendida. Después de recibir la atención que necesite, --si no tiene la tarjeta sanitaria-- se le hará una factura".
"Lo primero que se verificará es ver si esa persona tiene un seguro privado --ha continuado--, si no lo tiene, se verá si España tiene convenio con el país de origen de la persona y si no existe se le facturará a la persona".
Císcar ha manifestado que si la persona atendida no tiene recursos económicos para sufragar la atención médica, "el coste lo asumirá el sistema sanitario, como hasta ahora".
El portavoz del Consell también ha aclarado que para las personas en situación irregular "continuarán teniendo asistencia de urgencia para enfermedades y accidentes graves, sea cual sea su origen", al igual que las mujeres embarazadas o los menores. Císcar ha querido dejar claro que "esto es más de lo que ofrecen la mayoría de países europeos y más de lo que un español tiene cuando viaja a otros países".
El vicepresidente también ha explicado que por lo que respecto al personal sanitario "no van a cambiar en nada sus funciones", que van a ser las mismas que en el día de hoy y "tampoco cambian las funciones del personal que está al frente de la admisión en los centros de salud".