Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Casa Blanca confirma que Obama no acompañará a su mujer en su viaje a España

La primera dama de EEUU vendrá acompañada por su hija pequeña Sasha y por un grupo de amigos. Vídeo: Informativos Telecinco.telecinco.es
"La primera dama viajará a España la semana próxima para una visita privada, de madre e hija y junto a viejos amigos de la familia", agrega el comunicado.
Como ya había adelantado Informativos Telecinco, el comunicado subraya que el presidente de EEUU, Barack Obama, "no se sumará a este viaje".
Durante su estancia en España, según la oficina de la primera dama, "la señora Obama efectuará una visita oficial a sus majestades Don Juan Carlos y Doña Sofía a invitación de los soberanos".
Cerradas a la prensa
Las actividades de la primera dama en España, indica el comunicado, estarán completamente cerradas a la prensa.
Aunque el comunicado oficial no lo precisa, un alto funcionario de la Casa Blanca dijo que la hija de Obama que viajará a España es Sasha, de 9 años. Su hermana mayor, Malia, se encuentra en un campamento de verano.
Durante su estancia, Michelle y Sasha Obama se hospedarán junto a un grupo de amigos a partir del 4 de agosto en el hotel Villa Padierna, un establecimiento de cinco estrellas gran lujo ubicado en Benahavís (Málaga) operado por la compañía americana Ritz Carlton y rodeado por tres campos de golf.
Su propietario, el empresario Ricardo Arranz, ha manifestado que la visita de la familia Obama, a su juicio, es "absolutamente positiva" para la recuperación del turismo de calidad en Marbella y su entorno.
No quieren nada especial
Arranz ha asegurado que el hotel funcionará normalmente durante la visita de Michelle Obama. De hecho, "lo especial" de la estancia de la familia Obama es que "no quieren nada especial", ha afirmado el empresario, quien ha explicado que la reserva de habitaciones, en torno a una treintena, ha sido gestionada con Ritz Carlton e incluye algunas para el servicio de seguridad.      LA