Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Expertos europeos: "la infraestructura no está diseñada para cubrir estas emergencias"

ÉbolaReuters

El Centro Europeo de Prevención y Control de Enfermedades (ECDC) ha asegurado en un comunicado tras las inspecciones realizadas desde el pasado jueves en el Hospital Carlos III de Madrid donde se está atendiendo a la enferma de ébola y a 17 posibles contagiados, que "la protección de los profesionales es la adecuada" y que la infraestructura "no está diseñada para cubrir este tipo de emergencias" pero se están realizando actuaciones que "tienden a mejorarlas".

Así, los expertos del organismo europeo han lanzado cuatro "consideraciones iniciales" tras revisar los trabajos del personal sanitario y los medios de los que disponen. En cuanto a la actuación del los profesionales del centro, aseguran que "es correcta y se ajusta a los protocolos establecidos", y que su protección "es la adecuada".
En lo referente a las infraestructuras, apuntan que "la infraestructura actual no está diseñada para cubrir este tipo de emergencias", pero que "las actuaciones que se han llevado a cabo y continúan realizándose en la actualidad tienden a mejorarlas.
Además, advierten de que "en el mejor de los niveles de protección siempre puede haber un accidente". "En este caso se puede hablar de accidente fortuito de muy baja probabilidad haciéndose las cosas correctamente", indican desde el organismo.
La auxiliar de enfermería contagiada por el ébola, Teresa Romero, continúa este sábado estable dentro de la gravedad, consciente y sin intubar, según han informado fuentes sanitarias. Las plantas de la tercera a la sexta del Hospital Carlos III se encuentran aisladas para atender posibles nuevos casos de ébola y mantener en observación a 17 personas que podrían tener la enfermedad aunque aún no hayan presentado síntomas.