Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El obispo de Ciudad Real "canta" por David Civera para criticar a la televisión

Tras los últimos estertores del pronunciamiento de José Ignacio Munilla acerca de Haití, la Jerarquía eclesiástica española vuelve a llamar la atención de los medios. En una carta titulada '¡Que la detengan. Es una mentirosa, malvada y peligrosa!', el obispo de Ciudad Real, Antonio Ángel Algora afirma que "no hay derecho a la manipulación que se está haciendo de los niños y niñas con series y fotonovelas que, por lo que sé, enganchan a padres e hijos educándolos en los peores sentimientos: en el rencor, en la venganza, o en la temprana aventura amorosa". 
"¡Que la detengan! No, no estoy tratando de promover una campaña contra nadie. Pero sí creo que tenemos en nuestra Iglesia los mejores elementos para parar los pies a esa pretendida cultura invasora de la intimidad de la persona a tan tempranas edades", añade.
Explotación mediática de la imagen de la Iglesia
El obispo reflexiona también sobre el comportamiento de los medios de comunicación en relación con la Iglesia católica. Para el prelado, "la presión mediática y la cultura bufa" transmiten frecuentemente que la Iglesia "le come el coco a los niños o, cuando no, se abren telediarios, como si fueran noticia de hoy, abusos cometidos por eclesiásticos en el pasado en América o Irlanda".
Algora escribió esta carta con motivo del Día de la Infancia Misionera que se celebra este domingo en las todas las parroquias españolas, y donde destaca también que los sentimientos que surgen de los niños "son los de la solidaridad y la necesidad de encontrarse con Jesús". A.V.