Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Crece el número de jóvenes con sordera por el mal uso de los Mp3

El jefe de Servicio de Otorrinolaringología del Hospital de Txagorritxu en Vitoria, Enrique Rodríguez, ha corroborado esta circunstancia durante la presentación de la campaña "No te olvides de tus oídos".
Ha señalado que los profesionales de su ámbito se enfrentan a dos tipos de situaciones. Por una parte, al "déficit fisiológico" de audición relacionado con el envejecimiento de la población y, por otro, a los "traumas acústicos" que sufren muchos jóvenes por oír a un volumen muy alto música con auriculares.
Ha precisado que estos aparatos, tipo Mp3, "no son malos", tras dejar claro que el problema reside en que se escuchan "a una intensidad muy superior a la que tenían que ponerse", tal y como reconoce hacerlo el 75 por ciento de los encuestados por Gaes.
Rodríguez ha señalado que su uso inapropiado afecta a los jóvenes que "son más sensibles" al ruido, pero ha advertido de que es probable que, a largo plazo, podría afectar a todos los que los oyen con un nivel desproporcionado.
"El problema no sólo se manifiesta en pérdida de audición, sino también con los ruidos. Mucha gente joven te dice que escucha ruidos, que están provocados por los aparatos. Lo estamos viendo ahora y es muy probable que lo veamos mas adelante", ha manifestado.
Como contrapunto, ha reconocido que la sordera provocada por las condiciones de trabajo en la industria se ha ido controlando, ya que las empresas han incorporado sistemas de protección acústica.
Por último, ha insistido en la importancia de la prevención para evitar problemas de sordera porque cuando afecta al oído interno hay pocas posibilidades de recuperación y la única solución la proporcionan las prótesis. EBP