Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Cristiano esquiva a los medios tras su declaración con una rueda de prensa ficticia

Cristiano Ronaldo ha protagonizado un momento que será recordado por la prensa mundial como un gran fraude. Ninguna imagen suya ha sido captada ni a la llegada ni a la salida de los juzgados de Pozuelo donde estaba citado para declarar por defraudar presuntamente casi 15 millones de euros a Hacienda. Su llegada ha sido en coche y ha entrado al garaje del edificio. Sin embargo, su entorno organizó un dispositivo para que el jugador realizara una comparecencia, sin preguntas, tras concluir su declaración ante los más de 200 medios allí congregados. Tras una hora y media de declaración, el portugués ha aprovechado que toda la prensa estaba pendiente de sus palabras, para abandonar la sede judicial sin que nadie pudiera captar de nuevo su imagen. La prensa ha recibido las palabras de Iñaki Torres diciendo que el jugador ya estaba camino de su casa con pitos y quejas por la burla.