Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

¿Qué es el enterovirus D68 y a quién afecta?

Embriones humanosEfe

El enterovirus-D68 (EV-D68) es un enterovirus no polio que comparte características biológicas con enterovirus y rinovirus. Puede propagarse de persona a persona, a través de la tos y los estornudos, por contacto cercano con personas infectadas, o al tocar una superficie contaminada. Provoca procesos agudos del tracto respiratorio, generalmente leves, que en ocasiones pueden ser graves y precisar hospitalización; ocasionalmente se presenta con síntomas neurológicos y raramente producen muerte.

Tras la alerta sanitaria creada en Cataluña por haber detectado 40 casos de enterovirus en menores de 6 años, mucha gente desconoce cómo se propaga y los síntomas de este enfermedad.
Este agente de identificó por primera vez en 1962. Desde entonces se ha documentado su presencia, con baja incidencia, en diferentes lugares del mundo, siempre asociado a enfermedad respiratoria aguda, de gravedad variable aunque en general leves. En Europa se ha identificado un enterovirus D68 con una frecuencia de entre 2 y 3 por ciento sobre todo en infecciones respiratorias en niños pequeños e inmunodeprimidos hospitalizados.
Puede propagarse de persona a persona, a través de la tos y los estornudos, por contacto cercano con personas infectadas, o al tocar una superficie contaminada. Provoca procesos agudos del tracto respiratorio, generalmente leves, que en ocasiones pueden ser graves y precisar hospitalización; ocasionalmente se presenta con síntomas neurológicos y raramente producen muerte.
Los bebés y los niños pequeños tienen el mayor riesgo de padecer EV-D68. Esto se debe a que la mayoría de los adultos ya son inmunes al virus debido a que han estado expuestos previamente. Los adultos pueden presentar síntomas leves, o no presentar ningún síntoma. Los niños con asma tienen el mayor riesgo de padecer una enfermedad seria. Frecuentemente tienen que ir al hospital.
El EV-D68 puede diagnosticarse haciendo pruebas en muestras de fluidos tomadas de la garganta o la nariz. Las muestras deben enviarse a un laboratorio especial para ser analizadas.