Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El fuego sigue activo en O Ézaro tras quemar 2.200 hectáreas y con un único foco provocado como contrafuego

El gran incendio de monte Pindo, que ya ha cruzado el río Xallas, se mantiene activo en O Ézaro, Dumbría (A Coruña), y próximo a las viviendas por lo que se mantiene el máximo nivel de alerta. Con todo, la situación ha mejorado y, según ha explicado el vicepresidente, Alfonso Rueda, el fuego tiene ya un único foco, provocado por los propios efectivos de extinción como contrafuego.
En declaraciones a los medios al lado del único foco activo en O Ézaro, la conselleira de Medio Rural e do Mar, Rosa Quintana, que ha acompañado a Rueda en su visita a la zona, ha elevado a 2.200 las hectáreas afectadas, según los datos provisionales recogidos hasta las 13.30 horas de este sábado.
Por el momento, sigue el nivel 1 decretado con la "prioridad" de que no haya peligro para las viviendas mientras se trabaja para extinguir el fuego. Asimismo, ha destacado que se "redoblarán los esfuerzos" para "identificar a los incendiarios". Todo ello, mientras la investigación continúa su curso para determinar las causas del incendio.
En las últimas horas y, sobre todo por la noche, cuando arreció el fuego por el viento, las fuerzas de seguridad han decidido desalojar medio centenar de casas para proteger a los vecinos, que intentan colaborar en las labores de extinción.