Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

FEMEN protesta en el Ministerio del Interior para exigir medidas como la castración contra los violadores

La líder de FEMEN en España, Lara Alcázar, ha protagonizado este jueves junto a tres activistas de la organización una protesta a las puertas del Ministerio del Interior, en Madrid, para exigir "medidas drásticas" de sanción a los violadores y agresores sexuales, como la castración química.
Al grito de "la violación no es tradición" y "violador castrado, huevos estrellados", las activistas, con el pecho descubierto, como es habitual, han lanzado huevos contra el edificio que alberga el ministerio, en el madrileño Paseo de la Castellana, en una acción que se ha prolongado unos minutos, en torno a las 10.30 horas de esta mañana.
"Queremos denunciar que en España el abuso y la violación en ciertos casos se protege e incluso se premia por la justicia, como ha pasado en Málaga --donde una chica denunció una violación en grupo y el caso fue archivado por falta de pruebas--, un caso al que se le resta importancia y se minimiza", explica Alcázar en declaraciones a Europa Press.
Con lemas escritos en su cuerpo como "no es no" o "stop violación", las activistas reclamaban "un endurecimiento de las penas para las violaciones y agresiones sexuales, con medidas drásticas". "Si es necesario acudir a un tipo de castración para que no reincidan, que se haga", reivindica la líder del movimiento.
En este sentido, Alcázar afirma que "lanzar huevos contra el ministerio era una señal clara". "Si no se aplica una solución desde los órganos de justicia se tendrá que aplicar de otra manera. Las mujeres estamos amenazando a los violadores, no vamos a estarnos quietas, pero los órganos legislativos no pueden quedarse de brazos cruzados. No están protegiendo a la mitad de la población", denuncia.
Además, las activistas de FEMEN han sustituido este jueves sus tradicionales coronas de flores por peinetas y moños "para usar términos que se entiendan" ya que, según asegura su líder, "el gobierno del PP nada más que sabe de religión, de peineta y mantilla y de tradiciones de este tipo".
Al término de la acción, las cuatro activistas han recibido el alto policial y han sido identificadas por una unidad policial que se encontraba en las inmediaciones, sin que se haya producido ninguna detención, tal y como han informado fuentes policiales a Europa Press.