Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gibraltar se incauta de 12 fardos de cannabis valorados en 1,8 millones de libras

Efectivos de la Unidad Marítima de la Policía Real de Gibraltar (Royal Gibraltar Police Marine Unit, RGP) se han incautado de doce fardos de resina de cannabis con un peso aproximado de 360 kilos y un valor total de mercado de aproximadamente 1,8 millones de libras.
Así lo ha anunciado la Policía Real gibraltareña en una nota en la que ha precisado que esta actuación se ha llevado a cabo tras una persecución "a alta velocidad en el lado oriental de las aguas territoriales británicas de Gibraltar durante las primeras horas" de este sábado por la mañana.
De esta manera, el incidente se ha producido cuando la tripulación a bordo de la patrullera 'Sir John Chapple' detectó a una embarcación por contacto radar al sur de Punta Europa durante una patrulla de rutina.
El buque sospechoso, un RHIB de diez metros tripulado por cuatro ocupantes, iba cargado con los fardos de cannabis y realizó "maniobras evasivas mientras sus ocupantes se deshacían de parte de la droga en el curso de una huida hacia el este a (aguas internacionales del) Mediterráneo".
"La patrullera de la RGP suspendió entonces la persecución", explican desde Gibraltar, desde donde aclaran que "una búsqueda extensa por la zona recorrida durante la persecución" se ha saldado con la recuperación de doce fardos de resina de cannabis, con un valor total de mercado de aproximadamente 1,8 millones de libras.
Al comentar la incautación, el comisario de la Policía Real, Eddie Yome, ha destacado el aumento de persecuciones marítimas de alta velocidad durante los últimos meses, en particular durante el reciente período de Navidad, y ha expresado su admiración por el trabajo realizado por los efectivos de la Unidad Marítima, día y noche, en condiciones "claramente hostiles y peligrosas".
Ha agregado que, en colaboración con sus homólogos policiales locales y regionales, la RGP "continuará desafiando cada intento de introducir drogas ilícitas en Europa occidental a través del Estrecho de Gibraltar".