Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Muere un niño de cuatro años mientras jugaba en un castillo hinchable en Sevilla

El delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, ha pedido "prudencia" y esperar a los resultados de la investigación antes de sacar conclusiones sobre el fallecimiento de un niño después de que sufriese una parada respiratoria y después cardiaca al caer sobre él otro menor mientras jugaban en un castillo hinchable instalado en La Rinconada (Sevilla).

A preguntas de los periodistas en Granada, Sanz ha apuntado la posibilidad de que las causas no sean achacables a la infraestructura y puedan responder a otros criterios, abogando por "no precipitarnos" hasta no contar con las conclusiones de la investigación.
Así, ha querido mostrarse prudente aunque ha garantizado que, si fuera necesario, se estudiarán todas las medidas posibles en favor de la seguridad en estas atracciones.
Estas declaraciones se producen después de que un niño de cuatro años falleciera el miércoles en el hospital Virgen Macarena de Sevilla capital, donde permanecía ingresado desde el pasado viernes, después de que sufriese una parada respiratoria y después cardiaca al caer sobre él otro niño mientras ambos jugaban en un castillo hinchable instalado en La Rinconada, en el marco del carnaval de San José.
En concreto, y según las fuentes consultadas por Europa Press, el accidente habría ocurrido en torno a las 19,20 horas del pasado viernes en un castillo hinchable instalado por un particular en La Rinconada, con motivo de las actividades del carnaval de San José. El castillo hinchable, según tales fuentes, contaba con su preceptiva autorización municipal, certificado técnico y seguro de responsabilidad civil.