Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La Iglesuela (Toledo), el pueblo natal de Miguel Pajares, homenajea al religioso fallecido por el ébola

Vecinos y familiares tanto de La Iglesuela (Toledo) como de las localidades aledañas a la misma han dado su último adiós al religioso toledano Miguel Pajares, quien falleció el pasado martes en el complejo hospitalario Carlos III de Madrid infectado por el virus ébola en Liberia.
El hermano del sacerdote, Gregorio Pajares, ha indicado en declaraciones a Europa Press que al funeral, que se ha celebrado en la Parroquia Nuestra Señora de la Oliva del pueblo natal de Pajares, ha acudido "del pueblo entero y de todos los pueblos vecinos".
De este modo, ha apuntado que en el sepelio se ha volcado "todo el mundo" porque su hermano era "una persona muy querida". Además, ha manifestado que la familia, aunque sigue consternada por lo sucedido, "lo vamos pasando".
El religioso de la Orden Hospitalaria de San Juan Dios (OHSJD), de 75 años de edad, llegó a España la semana pasada procedente de Monrovia y fue tratado por el denominado 'suero milagroso', el medicamento ZMapp llegado de Estados Unidos.