Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Logran reconstituir un epitelio respiratorio nasal a partir de células madre maduras de su mucosa

Investigadores del Instituto de Investigaciones Biomédicas August Pi i Sunyer de Barcelona, dirigidos por Joaquim Mullol, han realizado un trabajo, publicado en la revista 'PLoSOne' y recogido por la plataforma Sinc, en el que reconstituyen un epitelio respiratorio nasal nuevo a partir de células madre maduras de su mucosa, tanto de tejido sano como inflamado. Lo han conseguido mediante una técnica de exposición del cultivo de células primarias al aire.
Y es que, el epitelio nasal constituye una barrera de defensa ante partículas contaminantes inhaladas, alérgenos y patógenos microbianos y regula tanto la inmunidad innata como la adquirida a través de la secreción de diferentes sustancias. El problema viene cuando, a causa de una enfermedad inflamatoria, como pueden ser la rinitis o la rinosinusitis, su función está alterada.
UTILIZARON LA TÉCNICA ALI
Para llevar a cabo el estudio, los investigadores han utilizado la técnica ALI, una interfase aire-líquido, que consiste en la exposición del cultivo de las células primarias al aire.
Así, después de obtener las células epiteliales de los donantes y de cultivarlas en estas condiciones, a las cuatro semanas las células primarias diferenciaron hacia los tres tipos celulares que forman el epitelio respiratorio: las células caliciformes, o productoras del moco; las células ciliares, que son las responsables del mecanismo de eliminación del moco y de las partículas provenientes del aire; y las células basales, que se encargan de la regeneración del tejido después de agresiones externas.
Una vez obtenidos los cultivos, estudiaron la diferenciación celular de la estructura epitelial, los diferentes fenotipos celulares y la función fisiológica o patológica de las células para saber si ésta estaba alterada.
De esta forma, los investigadores han demostrado la "gran plasticidad" de las células epiteliales, que son capaces de regenerar un tejido completo sin alteraciones en sus funciones. "Este modelo de cultivo 3D permitirá estudiar el origen y los mecanismos de acción implicados en las enfermedades inflamatorias de la nariz, como la rinitis, la rinosinusitis y la poliposis nasal, y utilizar esta tecnología en el desarrollo de nuevos fármacos para estas enfermedades", han asegurado los investigadores.