Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Médicos sin Fronteras lanza un video para denunciar los obstáculos para la vacunación infantil en países en desarrollo

Médicos Sin Fronteras (MSF) ha lanzado una campaña audiovisual para denunciar los obstáculos que hay en algunos países en desarrollo para llevar a cabo campañas de vacunación infantil, bajo el título 'Nueva normativa en vacunación infantil. ¿Realidad o ficción?'.
A través de un video, que tras dos semanas de distribución a través de las redes sociales ha tenido más de dos millones de reproducciones, la ONG quiere reflejar las limitaciones que viven muchos niños para acceder a diferentes vacunas en sus centros de salud.
Cada año fallecen 1,5 millones de niños por enfermedades que podrían evitarse gracias a las vacunas. Además, se estima que uno de cada cinco niños no recibe todas las vacunas que necesita antes de cumplir su primer año de vida, una situación que afecta a 22 millones de niños en todo el mundo.
Lo que equivaldría a no haber vacunado a ni un solo niño nacido en España en los últimos 35 años, según denuncia Médicos sin Fronteras, que recuerda que cuando un niño no recibe el paquete básico de vacunación queda expuesto a enfermedades prevenibles que son mortales, como el sarampión, la neumonía o las enfermedades diarreicas.
Esta iniciativa forma parte de la campaña 'Pon una vacuna', que intenta explicar todos los retos que entraña el difícil proceso de hacer llegar las vacunas hasta zonas remotas, y la necesidad de derribar las barreras de precios y adaptar las vacunas a contextos con escasos recursos humanos y materiales.
Cada año, los equipos de MSF vacunan a millones de personas en todo el mundo, ya sea como respuesta a brotes de enfermedades como el sarampión, la meningitis, la fiebre amarilla y el cólera, o como parte de campañas de inmunización rutinaria. Sólo en 2014, MSF vacunó a 1,5 millones de personas contra el sarampión y a 75.000 contra la meningitis en respuesta a brotes de estas enfermedades.
Asimismo, también quiere abordar el problema de la escasez de recursos humanos sanitarios y su impacto en la administración de las vacunas que, en su mayoría, son inyectables y requieren personal cualificado.
La iniciativa también pretende sumar apoyos a una iniciativa mundial de MSF en la que insta a GSK y Pfizer a reducir el precio de la vacuna contra el neumococo a 5 dólares (unos 4,5 euros) por niño en todos los países en desarrollo y para las organizaciones humanitarias.