Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Miembros de la Asociación Destino al Desierto parten mañana desde La Coruña en una expedición humanitaria a Marruecos

Miembros de la Asociación Destino al Desierto partirán este miércoles, día 26, de La Coruña en una expedición humanitaria a Marruecos en la que repartirán entre la población medicinas, juguetes y ropa. A ella, se sumarán miembros de Sevilla y Huelva para partir, juntos, desde Tarifa (Cádiz) el miércoles por la noche.
Esta es la quinta expedición humanitaria que organizan, según ha explicado, en rueda de prensa, Manuel Ferro, uno de sus miembros y trabajador de la Autoridad Portuaria de La Coruña, institución que colabora junto a otras empresas y particulares en la recogida del material que repartirán entre la población.
Ferro ha indicado que durante 10 días, y a cuenta de sus vacaciones, recorrerán casi 6.000 kilómetros en una ruta que, por motivos de seguridad, no pueden dar a conocer. No obstante, ha precisado que llegarán "hasta el Sáhara" y ha explicado también que, como en años anteriores, repartirán entre la población todo el material, así como medicamentos en los dispensarios.
"Llevaremos todo lo que nos quepa en el coche", ha señalado en relación a los artículos que repartirán, entre los que habrá material escolar para escuelas nómadas ya que los niños son el objetivo de esta expedición. En total, serán dos vehículos los que partan de La Coruña, a los que se sumarán otros dos de Sevilla y cuatro de Huelva.
Pese al secuestro en los últimos días de cooperantes españoles, Ferro se ha mostrado tranquilo por el desarrollo de la expedición, aunque ha reconocido que "franceses y españoles están en el punto de mira". "Vamos sin pensar en nada más", ha señalado a este respecto al insistir en que su viaje no se verá condicionado por los últimos acontecimientos.