Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La OCU se suma a la declaración de la Alianza Europa para facilitar el acceso a los medicamentos

La Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) se ha sumado a la declaración conjunta de la Alianza Europa, formada por representantes de la sociedad civil, consumidores, pacientes y organizaciones de apoyo a la sanidad pública, en la que se aboga por una investigación y desarrollo responsable y por medicamentos más asequibles.
La organización ha decidido firmar este acuerdo como muestra de su "preocupación" por el aumento del precio de los nuevos fármacos, especialmente en los que casos en los que estos son la "mejor" opción terapéutica. Un fenómeno que, tal y como ha advertido, no sólo se produce en Europa, sino en todo el mundo.
"El tratamiento de las infecciones y las enfermedades peligrosas para la vida, como el VIH/SIDA, el cáncer y la hepatitis C, es cada vez menos accesible para los ciudadanos y menos sostenible para los sistemas nacionales de salud. Este es el resultado de un sistema de investigación y desarrollo (I + D) ineficaz y costoso que premia a los nuevos medicamentos con monopolios y propicia la fijación de precios inasequibles", ha detallado.
Además, la OCU ha alertado de los peligros que plantea el actual sistema de patentes, ya que su diseño permite conceder "verdaderos monopolios" a empresas farmacéuticas, "consintiendo que cobren precios exorbitantes sin conexión alguna" con el coste de investigación, desarrollo y fabricación de los medicamentos.
NUEVOS MODELOS DE INVESTIGACIÓN Y DESARROLLO
Por ello, ha destacado la necesidad de adoptar medidas "urgentes" que garanticen que todas las personas pueden acceder a los medicamentos que necesitan. Asimismo, ha recomendado a las administraciones públicas adoptar nuevos modelos de investigación y desarrollo para cubrir las necesidades terapéuticas "reales" de la población, y, junto a las organizaciones miembro de la Alianza, ha solicitado la creación de un sistema de investigación y desarrollo "al servicio de la salud pública" y capaz de garantizar medicamentos "universalmente accesibles y asequibles".
"Los datos relevantes deben ser del dominio público para que puedan evaluarse de forma independiente y transparente. Por otra parte, el sistema de I + D farmacéutico no debe basarse en la protección de las patentes como único modelo de negocio, que se traduce en altos precios para los medicamentos. Igualmente, la política farmacéutica debería ser totalmente transparente e involucrar en su desarrollo a agentes independientes, para evitar conflictos de intereses", ha detallado la OCU.
Además, ha subrayado la importancia de que se fijen, con carácter de "urgencia", precios asequibles y ha animado a las administraciones aabordar los problemas "urgentes" de acceso a los medicamentos que pueden salvar vidas, mediante la negociación de precios más bajos y la instauración de mecanismos eficaces de control de precios, incluyendo las licencias obligatorias.
Finalmente, la OCU ha propuesto un debate público informado para buscar nuevos modelos de innovación biomédica. "Para ello, debe promoverse la competitividad de los medicamentos genéricos y biosimilares, estimulando su uso por parte de los programas sanitarios, los médicos y los pacientes, y aumentando la vigilancia de las prácticas contrarias a la competencia en la industria farmacéutica", ha zanjado.