Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Papa: "Cuántas veces nos encontramos frente a refugiados y sentimos fastidio"

El Papa Francisco ha denunciado la indiferencia y la hostilidad que causa "ceguera y sordera" ante los problemas del prójimo y ha lamentado las actitudes de los que manifiestan animadversión, o incluso insulto hacia los refugiados.
"Cuántas veces nos encontramos frente a refugiados y sentimos fastidio", ha exclamado durante la audiencia general de este miércoles 15 de junio.
Así, el Pontífice ha pedido a los fieles reunidos en la plaza de San Pedro "solidaridad y misericordia" con los más desfavorecidos. "Cuántas veces vemos en la calle gente sin hogar, necesitada, enferma, que no tiene para comer, y nos molesta", ha lamentado.
En contraste con esta actitud, según ha asegurado el Papa, Jesús "no es indiferente al grito del ciego que, movido por la fe, quiere encontrarlo e invoca su ayuda".
Por ello, ha reiterado que "la indiferencia y la hostilidad causa ceguera y sordera e impiden percibir las necesidades de los hermanos y reconocer en ellos la presencia del Señor". El Pontífice ha llamado a superar y sustituir la indiferencia por un gesto de solidaridad, de misericordia y amor, siguiendo el ejemplo de Jesús.
"Cristo, en el que brilla la fuerza de la misericordia de Dios, ilumine y sane también nuestros corazones, para que aprendamos a estar atentos a las necesidades de nuestros hermanos y celebremos las maravillas de su amor misericordioso", ha concluido.