Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Pasan a disposición judicial siete marineros sirios que transportaban 18 toneladas de hachís

Los siete marineros sirios que fueron detenidos el sábado en aguas de la Isla de Alborán, al suroeste de Almería, cuando transportaban 18.000 kilos de hachís en un buque mercante con bandera de conveniencia han sido puestos a disposición judicial.
Así lo han indicado a Europa Press fuentes de la investigación, quienes han precisado que los arrestados en la operación 'Mar de fondo' desarrollada por la Agencia Tributaria a través del Servicio de Vigilancia Aduanera han quedado a disposición del Juzgado de Instrucción número 5 de la capital.
El dispositivo se inició cuando medios de vigilancia aeronaval de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria detectaron un buque mercante que había cargado mercancía en Casablanca (Marruecos) y que presentaba un determinado patrón de riesgo.
Establecido el oportuno dispositivo aeronaval, dos patrulleros de Vigilancia Aduanera se dirigieron a la zona de jurisdicción española para interceptar el buque. En la visita de inspección se detectó una maniobra de la tripulación para hundir el barco, por lo que, ante ese riesgo, se solicitó a sus tripulantes que pusieran rumbo a Almería, donde se descubrió gran cantidad de fardos de hachís, en una cantidad que pudiera aproximarse a los 18.000 kilos, y se procedió a la detención de la tripulación.
Con esta operación son ya siete, desde el mes de junio pasado, las aprehensiones de grandes cantidades de hachís realizadas por Aduanas en la 'ruta del Mediterráneo oriental', con un balance de más de 90 toneladas de droga incautadas. Para ello ha sido fundamental la implantación de dispositivos de análisis y control en la ruta comercial del Mediterráneo por las autoridades de Francia, Italia y España que han derivado en la interceptación de 12 buques que portaban grandes cargas de hachís.