Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Podemos reclama en el Congreso un plan estatal de apoyo económico para los comedores escolares

Podemos ha reclamado en el Congreso un plan estatal de apoyo económico y de recursos para los comedores escolares españoles que garanticen la correcta alimentación de todos los menores en riesgo de pobreza, las garantías laborales para los trabajadoras del sector, y la concepción del comedor escolar como "espacio educativo y pedagógico".
Así consta en una proposición no de ley, recogida por Europa Press, que ha sido registrada por la formación que lidera Pablo Iglesias, para su debate en la Comisión de Educación y Deporte de la Cámara Baja.
De hecho, destaca los datos publicados por la Agencia Europea EUROSTAT, en 2012, que advertían de que alrededor de 2,8 millones de niños españoles se encontraban en riesgo de pobreza, es decir, uno de cada tres menores. Uno de cada diez, según esta misma Agencia, se encuentra en una situación de pobreza severa.
Asimismo, recuerdan un estudio publicado por la Obra Social de La Caixa, en junio de 2015, esta situación no sólo se acentuó por la crisis económica en cuanto a número de niños, sino que la probabilidad de permanecer en esta situación era mayor entre la población infantil que entre la adulta.
Según alerta la formación morada, la crisis económica, así como la debilidad de las políticas de redistribución de la riqueza, han acrecentado el número de menores en situación de malnutrición, derivada de las condiciones socioeconómicas de las familias.
"La alimentación adecuada es un derecho reconocido internacionalmente, cuya aplicación efectiva puede ser exigida subsidiariamente por los poderes públicos", sostiene.
En este sentido, Podemos recuerda que el Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales de las Naciones Unidas considera que los Estados miembros tienen la obligación de respetar, proteger, facilitar y hacer efectivo el derecho a la alimentación, tanto en cantidad, como en calidad, para satisfacer las necesidades alimentarias de los individuos.
"En el ámbito educativo, los comedores escolares deberían ser espacios estratégicos que garanticen la buena alimentación del alumnado, las condiciones laborales de los trabajadoras del sector y la concepción de espacio eminentemente pedagógico y educativo", agrega.