Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Riesgo marcado de aludes en el Pirineo catalán

El Pirineo catalán registra este sábado un riesgo marcado de aludes en la mayoría de la cordillera, a excepción de las zonas de Ter-Freser y Perafita-Puigpedrós, donde el peligro es moderado, según el último boletín informativo del Instituto Geológico de Cataluña (IGC).
En el Pirineo Occidental, en las cotas medias de la Ribagorçana-Vall Fosca y la Pallaresa los gruesos de nieve van aumentando con las nevadas, que oscilan entre los 70-110 centímetros y hay nieve por encima de los 1.200 metros aproximadamente, siendo esquiable a partir de los 1.500 en orientaciones norte y de los 1.800 metros hacia el sur.
En Aran-Franja Nord de la Pallaresa, hay nieve des de los 1.500 metros sur pero es esquiable a partir de los 1.800, y a partir de 2.200 metros los centímetros de nieve oscilan entre 110 y 130 centímetros, unas cantidades superiores a lo habitual.
En el Pirineo Oriental, hay nieve por encima de los 1.700 metros en Ter-Freser y en el Prepirineu, y por encima de los 1.400 en Cadí-Moixeró y Perafita-Puigpedrós.