Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rodríguez señala que la versión del gerente del H. de Fuenlabrada "no tiene importancia, sólo la del inspector"

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Javier Rodríguez, ha señalado este jueves que la versión que dé el gerente del Hospital de Fuenlabrada sobre la filtración de datos de pacientes a un centro privado "no tiene ninguna importancia" y que "lo único" que van a tener el cuenta es la versión del inspector que han enviado para aclarar "cuáles son las responsabilidades".
Rodríguez, en una visita al Centro de Salud Isla de Oza, ha explicado que la Consejería de Sanidad tomará medidas una vez que conozca las conclusiones que dé el servicio de inspección que ha enviado al hospital, "conclusiones que se sabrán a lo largo de la semana que viene y ante las que tendrán que responder los responsables".
"Desde la Consejería no nos parece que haya sido una medida muy correcta, porque ha sido una actuación irregular, pero para considerar si el hecho ha sido grave hay que atender a la cuantía de afectados, porque no es lo mismo que se hayan enviado los datos de 10 pacientes que de 10.000", ha señalado.
El consejero ha explicado que el traspaso de datos de los pacientes del Hospital de Fuenlabrada a la clínica privada Los Madroños se debe a que en el centro "se han saltado un trámite". Rodríguez ha señalado que "es el hospital el que tiene que llamar al paciente y preguntarle si quiere hacerse una prueba en un lugar distinto de su hospital de asistencia".
"Si el paciente decide que sí, sus datos hay que mandárselos al otro hospital o clínica donde le van a estudiar, lógicamente, y esos datos van a un médico que tiene la obligación de confidencialidad", ha apuntado.
En este sentido, ha reconocido que la actuación del hospital no ha sido "correcta", porque el protocolo a seguir "está muy claro en el convenio". "Parece ser que alguien ha tomado la decisión de mandar los datos a la clínica y que así sea la clínica quien llame a los pacientes, algo que no está contemplado en los protocolos y si ha sido así habrá que tomar medidas", ha declarado.
Por otro lado, el consejero ha indicado que en estos momentos él tiene constancia de que el Hospital de Fuenlabrada "sólo tiene concierto firmado" con el centro privado de Brunete.
Asimismo, Rodríguez ha apuntado que a los pacientes "en primer lugar habría que pedirles disculpas, y en segundo lugar habría que garantizarles que sus datos son y serán confidenciales".