Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Romero no recuerda haberse tocado con un guante y asegura que avisó "constantemente" de que podía tener el virus

La auxiliar de enfermería contagiada por ébola, Teresa Romero, no recuerda haberse tocado la cara con un guante tras atender al misionero fallecido Manuel García Viejo y asegura que tanto ella como su marido, Javier Limón, avisaron "constantemente" de que podía haber contraído el virus.
Así lo ha asegurado este viernes la portavoz de la familia, Teresa Mesa, en una declaraciones hechas a las puertas del Hospital Carlos III. Ha detallado que Teresa "va recuperando la memoria" y está "recordando cosas de cuando avisó con los síntomas" del virus.
Mesa ha explicado igualmente que Teresa piensa que actuó en todo momento de forma correcta. "Esa es su obsesión, que hizo todo bien", ha añadido.