Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sesenta y tres muertos en las carreteras desde el inicio de la operación especial

Integrantes del cuerpo de Bomberos trabajan en el lugar en el que se produjo una colisión en cadena. Foto: EFEtelecinco.es
El balance de siniestralidad de la operación, el que reflejaba el número de muertos desde su inicio y hasta las 24.00 horas del domingo, cifraba en 50 los fallecidos.
Sin embargo, a esta trágica cifra ha habido que sumar en las últimas horas las ocho personas que murieron ayer y otras víctimas que han fallecido dentro de las veinticuatro horas siguientes al siniestro, siguiendo el criterio estadístico de tráfico.
De esta forma, y hasta la fecha, la media diaria de personas que han perdido la vida en lo que va de operación se acercaría a las seis, una cifra similar a la que se obtuvo en toda la operación especial de Navidad del año pasado, que duró dos días más que la actual y en la que murieron cien personas.
Tráfico pide prudencia al volante, máxime de cara a mañana, cuando comienza la segunda fase de la operación especial de Navidad, con motivo del "Fin de año" y que se prolongará desde este miércoles 31 de diciembre hasta el próximo 4 de enero.
La tercera, y última fase de esta operación, que se despliega con motivo de los "Reyes", se desarrollará entre el lunes 5 de enero y las veinticuatro horas del miércoles 7.
Las carreteras más afectadas durante estas fechas serán las que se dirigen a zonas de montaña para la práctica de deportes de invierno, zonas de atracción turística invernal, áreas de grandes centros comerciales y lugares de segunda residencia.
Se trata de fechas invernales y propicias para las celebraciones, por lo que Tráfico recuerda las consejos habituales, pero además incide en un factor incompatible con la conducción.