Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Tribunal de Cuentas recomienda a la UNED que refuerce el control sobre sus centros asociados

El presidente del Tribunal de Cuentas, Ramón Álvarez de Miranda, ha recomendado a la UNED que refuerce el control sobre sus centros asociados, y que tome las medidas oportunas para que estos procedan a efectuar la rendición de sus cuentas, por cuanto son entidades con personalidad jurídica independiente y naturaleza pública.
Se trata de dos de las ocho recomendaciones efectuadas por el órgano fiscalizador a la institución educativa, que Álvarez de Miranda ha destacado durante la presentación del informe de fiscalización de la Universidad Nacional de Educación a Distancia, sobre el ejercicio 2012, que ha sido presentado este martes en la Cámara Baja, ante la Comisión Mixta (Congreso-Senado) del Tribunal de Cuentas.
"En cuanto a las actividades de control que desarrolla la Unidad de Auditoría Interna eran insuficientes. En particular, el control que ejerce sobre los centros asociados se encontraba limitado a la verificación de la ejecución de los Contratos Programa y de la financiación procedente de recursos del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER)", ha alertado.
Según ha explicado el presidente del órgano fiscalizador, la estructura académica de la UNED está integrada por facultades, escuelas, departamentos, institutos universitarios de investigación, centros asociados y centros adscritos. En 2012 contaba con nueve facultades, dos escuelas, 59 centros asociados y dos Centros Especiales Institucionales en España.
Los centros asociados son unidades de la estructura académica de la UNED, que gozan de personalidad jurídica propia y naturaleza pública como fundaciones, consorcios u otras formas jurídicas, creados a iniciativa de las comunidades autónomas, entidades locales o de otras entidades, públicas o privadas.
LAS CUENTAS NO INCLUYEN LA TOTALIDAD DE INGRESOS Y GASTOS
Por otro lado, el informe constata que la "principal salvedad" deriva de que las cuentas no incluyen la totalidad de los ingresos y gastos de la actividad académica por las enseñanzas impartidas mediante convenios con diversas instituciones.
Así, los resultados del ejercicio 2012 se encontraban infravalorados en cuatro millones de euros, cuantía registrada en exceso en el resultado del ejercicio anterior. También estaba infravalorado el inmovilizado material en 12 millones de euros y no se contabilizaban existencias por el material didáctico no vendido.
Por otra parte, señala que la UNED incumplió el límite establecido en el decreto ley de 2012 de medidas para garantizar la estabilidad presupuestaria y de fomento de la competitividad, al exceder las retribuciones satisfechas al personal docente investigador, por 0,3 millones de euros, y al personal de administración y servicios, por otros 5 millones de euros, sobre los importes autorizados.
Respecto a la contratación, se detectaron prácticas de fraccionamiento en diversos expedientes, por importe al menos de 0,5 millones de euros, evitando la pertinente licitación pública. Además, la UNED seguía utilizando varios inmuebles en una situación jurídico-administrativa irregular.
Asimismo, Álvarez de Miranda ha destacado que al acabar los trabajos de fiscalización, la UNED no disponía de su respectivo Plan de Igualdad.
Igualmente, ha lamentado que las cuentas anuales de la UNED correspondientes al ejercicio 2012 se rindieron al Tribunal el 4 de octubre de 2013, "fuera del plazo legalmente establecido", dado que fueron remitidas por la Universidad a la IGAE el 20 de septiembre de 2013.