Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La central nuclear Trillo (Guadalajara) realiza su simulacro de emergencia anual

La central nuclear Trillo (Guadalajara) ha realizado el preceptivo simulacro anual, conforme a los requerimientos establecidos en su Plan de Emergencia Interior (PEI), con la participación de la Organización de Respuesta ante Emergencias (ORE) del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN).
El ejercicio se ha iniciado a las 10.37 horas con la simulación de daño en el combustible del reactor, que ha obligado al titular a iniciar una parada ordenada de la planta, ha informado el CSN en nota de prensa.
El simulacro ha continuado con una emisión de material radiactivo al exterior debido a la pérdida simultánea de las tres barreras de seguridad: rotura en varillas de combustible, fuga en el sistema de refrigerante del reactor y fallo en el aislamiento de la contención.
Ante esta situación el CSN, siguiendo criterios radiológicos, ha recomendado al Centro de Coordinación Operativa de la Subdelegación del Gobierno de Guadalajara el control de accesos, el confinamiento de la población, el reparto de pastillas de yoduro potásico así como la restricción en la ingesta de alimentos y agua, y la estabulación de animales en la zona 1 (10km alrededor de la central.
Además, ha recomendado la evacuación y el traslado de los habitantes de Gárgoles de Arriba, Gárgoles de Abajo, Cifuentes y Trillo (sector preferente, zona a la que se dirige el viento) hasta la Estación de Control y Descontaminación (ECD) de Brihuega.
Dentro del ejercicio se produjo también la pérdida del suministro eléctrico exterior y la simulación de un incendio en el Centro de Apoyo Técnico, lo que ha obligado a la activación del Centro de Apoyo Técnico Alternativo.
Durante el ejercicio la central ha llegado a declarar la 'Emergencia General' (Categoría IV), de su Plan de Emergencia Interior y la Subdelegación del Gobierno ha alcanzado la situación 3 del Plan de Emergencia Nuclear de Guadalajara (PENGUA). Por su parte, el CSN ha activado a todos los grupos de apoyo de su Sala de Emergencias (SALEM) tal y como establece el modo 2 de su Organización de Respuesta ante Emergencias.
La actuación del organismo regulador se ha desarrollado desde la Sala de Emergencias (SALEM), realizando el seguimiento del estado de planta y de las actuaciones del titular para la recuperación de las condiciones de seguridad. Un suceso de esta naturaleza habría sido clasificado como accidente de nivel 6 en la Escala Internacional de Sucesos Nucleares (INES).