Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"Cuando denuncié firmé mi sentencia de muerte"

Vanesa vivió seis horas secuestrada y torturada supuestamente por el que fue su pareja. Un hombre, llamado Iván, al que había denunciado y  que el viernes salió de prisión. Ella dice que empezó a recibir amenazas e insultos en el móvil, incluso contra su hijo de 12 años, fruto de un matrimonio anterior.

Al presunto agresor se le puso una pulsera electrónica para mantenerlo alejado al menos 200 metros de su víctima. Vanessa tenía miedo, asegura que ya había quebrantado el alejamiento al menos en siete ocasiones, cuando salió con permisos. Por eso su abogada pidió tres días después al juzgado de Ponferrada que lo volviera a llevar a la cárcel, hasta que se celebrara el juicio por maltrato. El juez consideró que la pulsera telemática era suficiente para proteger a Vanesa.

Ese mismo día, el lunes por la noche, Vanesa fue raptada en la puerta de casa cuando bajó al perro. No saltó la alarma de proximidad. Según el juzgado no llevaba el receptor de la pulsera. Estaba cargando en casa. Ella cree que su expareja se quedó a suficiente distancia, mientras la secuestraban y metían en un coche dos complices. la dejaron en la calle atada, desnuda y herida. La atendieron en una farmacia de guardia. En el parte de lesiones consta que tenía numerosas lesiones en el cuerpo y en la zona genital, quemaduras y restos de algo que parece pegamento.
El hermano del detenido dice que esa noche no salió de casa

Después de prestar declaración durante casi todo el día en el juzgado de Ponferrada, el detenido, fuertemente custodiado por la Guardia Civil, ha estado en el registro practicado en la vivienda y la bodega propiedad de su familia, en la que Vanesa supuestamente fue retenida y torturada.