Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un detenido en Lleida por dejar morir de hambre a sus ovejas y corderos

Los cuerpos presentaban síntomas de posible muerte por inanición
El Servicio de Protección de la Naturaleza Seprona de la Guardia Civil detuvo el miércoles a un hombre por haber dejado morir de hambre a sus ovejas y corderos en una granja de la comarca leridana del Alt Urgell, y que quedó en libertad tras prestar declaración.
Los agentes encontraron 15 cadáveres de ovejas reproductoras y de varios corderos, sin poder determinar el número por encontrarse en avanzado estado de descomposición y con síntomas de muerte por inanición, según ha informado este viernes en un comunicado la Guardia Civil.
El Seprona avisó a un veterinario oficial de la Conselleria de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentación, que constató que los animales fallecieron por inanición.
Los agentes detuvieron al propietario de la instalación como presunto autor de un delito relativo a la protección de la flora y de la fauna, por el presunto maltrato de animales con resultado de muerte, al tener falta de aporte de alimentación y de atención veterinaria necesaria.
La Guardia Civil remitió las diligencias sobre la detención del ganadero al Juzgado de Instrucción de Guardia de la Seu d'Urgell.